El lenguaje de la muerte

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 45 (11081 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
INTRODUCCION.
Sabemos que las religiones y las ideologías no sólo moldean las civilizaciones, sino que también influyen directamente en los acontecimientos, ya que todo queda envuelto en ese escenario religioso. Si bien las religiones nos hablan sobre las formas de vida y creencias diversas, también nos dan un mensaje sobre la muerte o lo que podemos esperar después de esta vida terrenal, endonde hay un lenguaje más allá del tiempo. Pero para conocerlo debemos saber algo más sobre su Historia, sus creencias y costumbres: es por ello que el propósito de nuestro trabajo es recabar la información para conocer la perspectiva que tiene el hombre sobre el lenguaje de la muerte, mediante, el significado de creencias sobre las religiones: católica, hindú y judía.
La muerte como misterio esla piedra angular de todas las religiones y las filosofías, su estudio comienza desde los inicios de la humanidad y desde entonces ha estado vinculada con la espiritualidad.
Existen prácticas rituales que exigen el dogma de cada religión, estando estos vinculados con la fe, los cuales constan de: oraciones, lecturas de textos sagrados, prácticas devocionales que acercan al concepto de Dios, esteconjunto de ritos que constituyen la esencia sagrada del hombre y la sociedad, a través de la fe de manera a veces universal y otras individual.
En el ser humano siempre ha imperado la creencia del alma, del griego “psique” y del latín “anima”, soplo de vida, esencia del ser, lo que da aliento y fuerza.
Siendo las religiones parte de un contexto de la civilización, la cultura y las costumbres;es una necesidad del hombre de encontrar a Dios a lo largo de su vida y la esperanza de reunirse con Él al final de ella.
La religión es un conjunto de creencias, celebraciones y normas ético-morales. Encontramos que existen oraciones, ritos, símbolos, plantas, lugares, hombres consagrados, etc. Ya que el hombre necesita darle una estructura a su fe, a su creencia, a su sentido de pertenenciareuniéndose en una comunidad con su misma creencia.
El hombre necesita una representación divina para entender e interiorizar la divinidad de un ser supremo del que procede y a quien necesariamente tiene que regresar, pues no ha desaparecido la necesidad en el hombre de lo divino, ni tampoco se ha probado que no exista.
Quizá la ciencia podría afirmar que hoy en día sólo los ilusos e ignorantes seinteresan en la religión y que la realidad acerca de la muerte y su lenguaje es por métodos biológicos, químicos. Pero lo cierto es que hoy en día hay judíos en las sinagogas, monjas en organizaciones que ayudan a huérfanos, o hindúes de los que creemos viven muy lejos de aquí; lo cierto es que todos ellos viven un lenguaje respecto a la muerte, que ni la modernización, ni la globalización, elhumanismo y la postmodernidad del siglo XXI han logrado cambiar.
Es por ello que hay un estrechamiento entre las culturas y a su vez por las religiones de gente que procede de cualquier parte del mundo que abandonan su tierra natal por diversas causas y llevan consigo sus tradiciones y creencias religiosas.

MARCO TEÓRICO
El habla de la muerte, una perspectiva, basada en Heidegger.
Sin dudaHeidegger, es un autor con la sensibilidad adecuada para tocar el tema de la esencia del habla, decidimos tomarlo como texto base, ya que él no pretende atrapar al habla, mucho menos limitarla, al contrario, ofrece una reflexión amplia, que nos motiva a extender nuestra visión del habla que se propaga eternamente. Del habla de la muerte no es tan común hablar, y las veces que se logra abrir eldialogo casi siempre va de la mano de la perspectiva de diversas religiones.
El ser humano habla de maneras infinitas, incluso en el silencio. Tratar de explicar el habla es un error, no se puede limitar la esencia del habla. Martin Heidegger escribe que el habla misma es: el habla y nada más. El habla misma es el habla. El habla habla; en su hablar no el nuestro. Para quien no esté dispuesto a...
tracking img