El mundo como voluntad y representación de schopenhauer

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 21 (5040 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
REVISTA DE FILOSOFÍA Volumen 63, (2007) 117-126

¿VOLUNTAD DE VIVIR O VOLUNTAD DE MORIR? EL SUICIDIO EN SCHOPENHAUER Y MAINLÄNDER
Sandra Baquedano

Resumen
El apego a la vida suele ser más fuerte que todas las miserias del mundo, y aunque muchos juzguen que la vida no vale la pena ser vivida, son pocos los que se suicidan. Esto se debe a que el querer la vida no implica más que el que sela quiera. En este hecho radica el que expongamos y cuestionemos en este artículo la esencialidad del querer, a la luz de la voluntad de vivir y la voluntad de morir. ¿Aquello que queremos es realmente la vida o simplemente vivimos para liberarnos de ella? PALABRAS CLAVE: suicidio, querer la vida, Schopenhauer, Mainländer.

Abstract
The will to live is usually stronger than all of the misery inthe world, and although many consider that life is not worth living, only a few commit suicide. This is due to the fact that wanting to live does not imply more than living life. From this fact springs forth what we will talk about and question in this article, the essential of wanting, in light of the will to live and the will to die. Is that what we want really life or do we simply live toliberate ourselves from it? K EYWORDS : suicide, will to live, Schopenhauer, Mainländer.

Leemos en El mundo como voluntad y representación: “Lejos de ser una negación de la voluntad, el suicidio es un fenómeno de la más fuerte afirmación de la voluntad. Pues la esencia de la negación es que no se detesta el sufrimiento, sino los goces de la vida. El suicida quiere la vida y sólo se halla descontentode las condiciones en las cuales se encuentra. Por eso, al destruir el fenómeno individual, no renuncia en modo alguno a la voluntad de vivir, sino tan sólo a la vida. Él quiere la vida, quiere una existencia y una afirmación sin trabas del cuerpo, pero el entrelazamiento de las circunstancias no se lo permite y ello le origina un enorme sufrimiento” (Schopenhauer 1986, Tomo I, § 69, p. 541).Cuando la explicación del suicidio se aborda desde la sociología o la psicología, se impone en general el discurso crítico que persigue su prevención. La metafísica de la voluntad de vivir no está exenta de aquella tendencia. Bajo la perspectiva de un noumeno volente, el suicidio no es considerado señal de querer dejar de vivir, por el

Revista de Filosofía

Sandra Baquedano

contrario,resulta ser la manifestación más fehaciente de aceptar y afirmar una vida sin sufrimientos. Sin embargo, cuando las circunstancias no permiten gozar de esa vida o simplemente no permiten superar la condición sufriente en ella, el individuo obra, según Schopenhauer, conforme a su naturaleza como “voluntad metafísica”, a la cual, al estar fuera del principium individuationis, le es indiferente lapermanencia de cada individuo en particular. Esto último nos podría llevar a una aparente contradicción si consideramos que el fin de la voluntad es perpetuarse en el ser, a través de muchos individuos que ayudan a conservar la especie. Sin embargo, tal argumentación es fácilmente refutable si consideramos que no todos los individuos son aptos para la especie y, por lo tanto, útiles para cumplir aquelobjetivo de la voluntad. Para Schopenhauer, el hecho de que la voluntad, por sobre el fenómeno del nacimiento y la muerte, jamás deje de manifestarse, es argumentación suficiente para condenar el suicidio. Con éste se niega el individuo, precisamente a esto remite la raíz latina sui del suicaedere (matar a uno mismo), es decir, se destruye el yo en particular, pero no se niega la voluntad ni por lotanto la especie. En otras palabras, la destrucción voluntaria del cuerpo es la destrucción aparente y fenoménica de la objetivación más directa de la voluntad, mientras que ella, la cosa en sí, al no ser negada, permanece intacta. Al no negarse la voluntad, la nada es ilusoria. “Y él cree arreglar su miseria / A través de la muerte. / ¡Cómo se ha engañado! / Aquí se escondió detrás de un arbusto...
tracking img