El nuevo espiritu del capitalismo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 140 (34765 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El nuevo esp´ ıritu del capitalismo*
` Luc Boltanski y Eve Chiapello

´ INTRODUCCION GENERAL: Del esp´ ıritu del capitalismo y del papel de la cr´ ıtica Este libro tiene por objeto los cambios ideol´gicos que han acompa˜ado o n a las recientes transformaciones del capitalismo. Propone una interpretaci´n o del movimiento que va de los a˜os que siguieron a los acontecimientos de n mayo de 1968,durante los cuales la cr´ ıtica del capitalismo se expres´ con o fuerza, pasando por la d´cada de 1980, donde, con el silencio de la cr´ e ıtica, las formas de organizaci´n sobre las que reposaba el funcionamiento del capitao lismo se modificaron profundamente, hasta la vacilante b´squeda de nuevas u bases cr´ ıticas en la segunda mitad de la d´cada de 1990. No se trata de e un libro meramentedescriptivo, sino que pretende tambi´n, mediante este e ejemplo hist´rico, proponer un marco te´rico m´s amplio para la compreno o a si´n del modo en que se modifican las ideolog´ asociadas a las actividades o ıas econ´micas, siempre y cuando no demos al t´rmino de ideolog´ el sentido o e ıa reductor –al que lo ha reducido frecuentemente la vulgata marxista– de un discurso moralizador que tratar´ deocultar intereses materiales que queıa dar´ ıan, no obstante, continuamente puestos en evidencia por las pr´cticas. a Preferimos acercarnos al sentido de ideolog´ desarrollado, por ejemplo, en ıa la obra de Louis Dumont, para quien la ideolog´ constituye un conjunto de ıa creencias compartidas, inscritas en instituciones, comprometidas en acciones y, de esta forma, ancladas en lo real. Tal vezse nos reprochar´ el haber abordado un cambio global a partir a de un ejemplo local: el de Francia en los ultimos treinta a˜os. No creemos, ´ n ciertamente, que el caso de Francia pueda, por s´ solo, resumir todas las ı transformaciones del capitalismo. Sin embargo, no satisfechos con las aproximaciones y descripciones esbozadas a grandes rasgos que suelen acompa˜ar, n generalmente, a losdiscursos sobre la globalizaci´n, dese´bamos elaborar o a un modelo del cambio que fuese presentado aqu´ a partir de un conjunto de ı an´lisis de orden pragm´tico, es decir, capaces de tomar en consideraci´n a a o las distintas maneras en las que las personas se comprometen en la acci´n, o sus justificaciones y el sentido que dan a sus actos. Ahora bien, semejante
* La obra ha sido publicada encastellano por la Editorial Akal en abril de 2002. Reproducimos la introducci´n completa con permiso de la editorial. o

1

empresa es, por cuestiones de tiempo y sobre todo de medios, pr´cticamente a irrealizable a escala mundial o inclusive a escala de un continente, habida cuenta del peso que las tradiciones y las coyunturas pol´ ıticas nacionales contin´an teniendo sobre la orientaci´n de laspr´cticas econ´micas y de u o a o ´ las formas de expresi´n ideol´gica que las acompa˜an. Esta es sin lugar a o o n dudas la raz´n por la cual los enfoques globales terminan a menudo dano do una importancia preponderante a factores explicativos –con frecuencia de orden tecnol´gico, macroecon´mico o demogr´fico– que son considerados o o a como fuerzas ajenas a los seres humanos y a las naciones, que sever´ ıan de esta forma obligadas a padecerlos del mismo modo que se soporta una tormenta. Para este neodarwinismo hist´rico, las ((mutaciones)) se nos imo pondr´ como se imponen a las especies: depende de nosotros adaptarnos o ıan morir. Sin embargo, los seres humanos no s´lo padecen la historia, tambi´n o e la hacen y nosotros quer´ ıamos verles manos a la obra. No pretendemos afirmar que lo queha pasado en Francia sea un ejemplo para el resto del mundo, ni que los modelos que hemos elaborado a partir de la situaci´n francesa tengan, tal cuales, una validez universal.Tenemos, o sin embargo, buenas razones para pensar que procesos bastante similares al franc´s han marcado la evoluci´n de las ideolog´ que han acompa˜ado a e o ıas n la reorganizaci´n del capitalismo en otros pa´ o ıses...
tracking img