El patito feo se va a trabajar

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1656 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
RAFFLES “MANOS DE SEDA”
El profesor sustituto de lenguaje dijo a sus alumnos que tratarían de una leyenda llamada Raffles “manos de seda” y cada uno de los alumnos irían completando la historia a medida que avancen. Raffles, era un ladrón que ayudaba a los pobres, nació en una de las casas de los siete patios de San Francisco de Quito desde que nació hurto uno de los aretes de la partera,su nombre real no era Raffles, solo era un apodo, se decía que era Rafael, Raúl o Rómulo. Cuando empezó a caminar y a dar sus primeras palabras Raffles escondía algunas cosas de su casa y fue descubierto, su papá para que se le olvidara esa maña ato sus manos varios días de manera que no podía zafarse, y al parecer dio resultado hasta que entró a la escuela en donde se premiaba a los mejoresalumnos con medallas de aplicación y eso hacia que los no tan aplicados se sintieran mal así que Raffles las robo de un mueble que tenia el director en su oficina y las repartió a sus compañeros que nunca las habían obtenido, sin embargo fue descubierto por el director y le prometió que nunca mas lo iba hacer, Raffles creció y conoció a Benjamín “el zurdo”, un famoso ladrón quiteño, que aparte de sumaestro en el hurto fue su amigo, pero Benjamín no entendía el porque Raffles guardaba parte de su motín para dársela a los pobres pero Raffles pensaba que había tanta pobreza y miseria en los barrios y en su hogar además aliviaba un poco la culpa, este dinero lo dejaba en el convento de San Francisco, como iba creciendo su fama el intendente Camacho perseguía su rastro, mando a sus pesquisas abuscar información acerca de Raffles, ya que, lo único que se sabia era su apodo, una noche decidió ir personalmente a uno de los bares que se decía que iba Raffles y con el rabillo del ojo pudo identificarlo pero fue demasiado tarde porque había desaparecido robando a un par de caballeros. Raffles después de enterarse que el intendente Camacho lo había visto decidió cambiar de aspecto y pasear,sentarse en un parque en donde escucho la fama de un usurero llamado Don Dimas, daba préstamos a las personas necesitadas las que se pasaban lamentando por pagar los interés de aquel préstamo, Raffles robo los recibos y el dinero que tenia el usurero dejándolo en la miseria, después Raffles conoció a Luciana una joven, rica, fanática de las historias de los bandoleros con la que compartieron elrescate de Benjamín porque lo encarcelaron y llevaron a Galápagos, los padres de Luciana se enteraron de su romance y la mandaron a Francia, después de un tiempo el intendente Camacho capturo a Raffles sintiéndose satisfecho, lo llevo a la cárcel pero después de varios años y con su buen comportamiento, ya que no era una mala persona recuperaría su libertad pero antes de salir el `Presidente de laRepública hablo con él le dijo que al salir tendría muchos enemigos que han de querer cobrar cuentas y como le parecía una buena persona le apoyaría para que saliera del país y se dedicara a otra actividad, Raffles le hizo caso se despidió de su familia y se marcho a Nueva Orleans en donde empezó una nueva vida con su habilidad se presento en un salón de música en donde realizo un acto y quedaronasombrados, pero Raffles nunca olvido a su amada Luciana.

COMENTARIO
Esta historia comienza como una tarea pero el maestro hace que sus alumnos para completar la historia investigan y completen la leyenda de Raffles y esta bien, ya que consultaron las costumbres y situación del antiguo Quito, también me ayudo a imaginarme el centro de Quito, la vestimenta de las personas y sobretodo conocer deRaffles “manos de seda” que resultó ser una leyenda que de tantas la desconocía pero pude apreciar que se trataba de un famoso ladrón que ayudaba a los pobres, resulto ser muy interesante, injusta en partes como lo que se hacia en tiempos atrás, premiar a los mejores estudiantes con estampitas pero esto hacía que los no tan buenos se sientan mal y no solo recibían los regaños de la escuela...
tracking img