El poder de dios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 16 (3974 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
 
 
 
 

© 2008 Ultima Generación | Philadelphia, PA. | ¿Preguntas?
___________Capitulo 1_____________
Una Llamada Inesperada
____________________________
[e\

Era el último Día de mi ayuno. Por cuarenta días no había probado un bocado de alimento. Mi cuerpo estaba débil. Había perdido 36 libras, mucha perdida para un muchacho saludable de 20 años que pesaba tan solo 140 libras.
Miaspecto había cambiado totalmente, me daba vergüenza que alguien me mirara en esta condición, pero no era mi aspecto lo que me preocupaba, tan poco eran los dolores de cabeza que me azotaban sin piedad. En ocasiones tuve fuertes visitas de demonios, que para quitarme la paz estrellaban los platos de la cocina de aquel pequeño edificio en que me encontraba. En una de esas noches, después de haberterminado mi último ciclo de oración, me acosté e inmediatamente mi cuerpo quedó paralizado. Mis ojos quedaron mirando hacia la puerta. Lentamente la puerta se abrió y una persona rubia entro a la habitación. Recuerdo sus ojos, eran rojos, sus vestiduras negras. Sus pies no tocaban el piso, para moverse no caminaba, solo se dirigía erguido.
Se acercó a mi. Tenía una apariencia preciosa, pero en surostro se dibujaba la maldad. Yo no pude moverme, quise reprenderlo pero no pude. El se acercó a un lado de mi cama y con la punta de sus dedos me toco desde  mi cabeza hasta la punta de mis pies y luego desapareció, en ese instante pude moverme, me levante impactado por  aquella experiencia. Caminé todo el segundo piso reprendiendo, pero por alguna razón sentía mi piel arder, cuando miré micuerpo, me di cuenta que estaba lleno de unas ronchas rojas, aquel ser había dejado una plaga en mi cuerpo.
Muchas noches no podía descansar a causa del frió, la brisa helada del invierno se colaba por las ventanas de aquel cuarto, y aunque mi piel ardía como fuego, inflamándose con el mas leve rose a causa de la irritación producida por la falta de alimentación, en nada de esto yacía mi desespero. Mipreocupación se trataba de algo mucho, mucho mas profundo.

UNA LLAMADA QUE CAMBIARIA MI VIDA

¿Por qué me siento inconforme?
Dos meses antes, me encontraba en mi cuarto después de haber predicado una campaña evangelistica en la ciudad de Manassas, Virginia.
“No quiero ser un evangelista mas”. Clamaba al señor repetitivamente en medio de un torrente de lágrimas y sollozos. Literalmentesentía como si el cuarto se hacia mas pequeño. Mientras que en la quietud de la noche, mi oración se enfocaba en no querer caer  en el monotonismo de ver lo mismo suceder campaña tras campaña.
Desde muy joven comencé a predicar, y aunque en el pasar de los años había presenciado muchos milagros y un hermoso mover de Dios, todavía me sentía incompleto. Sentía que Dios me ofrecía mucho mas.
Mientrasseguía orando, la atmósfera comenzó a cambiar. Nunca había sentido tanta convicción. Era como si hubieran subido la temperatura, mi cuerpo lo sentía pesado. De repente mi boca se adormeció. Fue en ese momento que de lo mas profundo de mi vientre, salieron tres palabras que cambiarían mi vida para siempre: “Muéstrame tu gloria”.
En otras ocasiones había hablado palabras similares a esta, pero ahorafue diferente. Hoy entiendo que estas palabras no salieron de mi, el Espíritu Santo estaba preparando el terreno, para depositar en mi la semilla mas preciosa que jamás había recibido después de mi salvación, el conocimiento de su Gloria.
El caminar en la Gloria de Dios es más que un esporádico encuentro con el Espíritu Santo, más que cualquier nivel de unción. Una atmósfera de unción haceposible que el poder de Dios baje, pero es en la atmósfera de Gloria donde vive el poder de Dios.
La gloria es el clímax del poder. Es la causa por la cual se pelean las guerras y se construyen los imperios. Es lo que Satanás quiere y Dios cela.
“Porque Jehová tu Dios es fuego consumidor, Dios celoso.” (Deuteronomio 4:24). La gloria es lo que motiva a Dios actuar por su pueblo.
“Por mi, por amor...
tracking img