El poder de lo simple

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 81 (20145 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 16 de octubre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
Estaba Diógenes cenando lentejas en su tonel cuando le vio el filósofo Aristipo, quien vivía confortablemente a punta de adular al Rey.
Y le dijo Aristipo: "Si aprendieras a ser sumiso al rey, no tendrías que comer esa basura de lentejas".
A lo que replicó Diógenes: "Si hubieras tú aprendido a comer lentejas, no tendrías que adular al rey.
Tradicional.

El poder de lo simple.

Basado en ellibro de Jack Trout y Steve Rivkin.

John Sculley dijo: "todo lo que hemos aprendido en la era industrial se ha orientado a crear más y más complicaciones. Pienso que ahora, cada vez más personas están aprendiendo que es necesario simplificar, no complicar. La simplicidad es la máxima sofisticación".

Tecnología en constante desarrollo, comunicaciones cada vez más rápidas, economía globalcompleja y el ritmo de los negocios que se acelera sin parar, han dado lugar a un entorno que confunde las mentes.

Los negocios no son tan complicados. Lo que pasa es que hay demasiada gente dedicada a complicarlos. La forma de combatir la complejidad es siendo simple.

Peter Drucker dijo: "el marketing es algo tan básico que no puede ser considerado una función separada" (del negocio).

Losimple. Por qué la gente le teme tanto.

Simple: (del latín simple, adv. de simplus). adj. Sin composición (...) ||5. Sencillo, sin complicaciones ni dificultades. Diccionario de la Real Academia Española.

No sorprende que la gente tenga miedo de ser considerada demasiado "simple" o "sencilla".

John Collard describe los siete tipos de temores más comunes en el ser humano:

1. Temor alfracaso.
2. Temor al sexo.
3. Temor a la autodefensa.
4. Temor a confiar en los demás.
5. Temor a pensar.
6. Temor a hablar.
7. Temor a la soledad.

El no ser simple, o no buscar soluciones sencillas, es consecuencia del quinto temor, "temor a pensar". En vez de pensar por nosotros mismos, dependemos de lo que piensan los demás.

"No sólo cuesta trabajo pensar, sino que muchas personas temenhacerlo. Son dóciles y obedientes y siguen fácilmente las sugerencias de los demás, porque les ahorra el trabajo de pensar. Se vuelven dependientes de otros para el trabajo mental y buscan un protector cuando tienen dificultades".

Probablemente tienen razón, hay rechazo creciente a la complejidad. La gente no quiere pensar. Al sobre-simplificar un asunto complejo, se puede hacer que la genteentienda y pueda formar su opinión sin esforzarse demasiado.

"Complique los problemas y se saldrá siempre con la suya", dice Peggy Noonan.

Carol Moog dice que en nuestra cultura existe "una paranoia de omisión". Hay una sensación de que hace falta cubrir todas las opciones porque alguien podría ponernos en evidencia en cualquier momento. No se puede omitir nada: podría ser fatal para nuestracarrera profesional.

En otras palabras, si sólo se dispone de una idea y falla, no se tiene red de seguridad. Y, dado a que estamos tan orientados al éxito, esto magnifica el temor uno, "temor al fracaso".

La gente se siente desnuda con una idea simple. Una serie de ideas posibles en una situación permite que una persona piense que su posición está mucho más cubierta.

Nuestra educacióngeneral, y mucho más la empresarial, nos enseña a gestionar cada variable, a explorar cada opción y a analizar cada perspectiva posible. Ello conduce a una complejidad enloquecedora.

Se confunde con demasiada facilidad "simplicidad" (cualidad de ser simple, R.A.E.) Con "simpleza" (bobería, necedad, R.A.E.).

Cuando se empieza a dar vueltas sobre todas las soluciones posibles a un problema,entramos en el camino al caos. Se acaba con ideas contradictorias y la gente se mueve en distintas direcciones.

Moog también ha hecho algunas observaciones interesantes sobre las palabras que se ponen de moda. Para ella, una palabra de moda es como una estrella de cine de quien nos enamoramos. La palabra de moda suele llegar "empaquetada" en un libro muy atractivo y de la mano de un orador...
tracking img