El principado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 24 (5992 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de febrero de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Escuela de Derecho
Universidad Católica del Norte, Sede Coquimbo.
Cátedra de Historia del Derecho
Ayudante: Daniel Bravo Silva.

El Principado (31 a.C. a 235 d.C.)

El Principado es el periodo de la historia de Roma que sucede a la República, caracterizado por la supervivencia de las instituciones republicanas, en conjunto, junto a un poder centralizado, producto de la creación de unnuevo órgano, el príncipe (princeps), y que fue iniciado por Octavio[1].

El comienzo de este periodo está fechado el año 31 a.C., luego de la batalla de Accio (Actium)[2], que puso fin a la crisis de la República.

1. Octavio y el origen del Principado.

Después de Accio, Octavio[3] muestra deseos de volver a la normalidad constitucional republicana, si bien conservado lospoderes extraordinarios que le aseguraron el mando del ejército y el dominio de las provincias, y así, desde el año 31 a.C., asume anualmente el cargo de cónsul, lo que le confiere la investidura constitucional normal para el ejercicio de su poder en Roma e Italia. Por otro lado, desde el año 30 a.C. se atribuye el gobierno de Egipto.

El 13 de enero de 27 a.C. declara en el Senado su voluntadde restituir al propio Senado y al pueblo, que se encontraban desprovistos de competencia, por la atribución a él de poderes extraordinarios, el gobierno del “Estado” romano[4]. Esto implicaba la renuncia, por su parte, a los poderes extraordinarios nacidos de la coniuratio[5], consolidados por el consenso general[6] luego de la victoria definitiva.

Sin embargo, no suponía todavía, comoel mismo Octavio quería hacer creer, la restauración de la constitución republicana, dado que, aparte de la conservación del consulado, el Senado se apresura a conferirle, además del nombre Augustus y otros signos honoríficos, un imperium, confirmado, mediante una ley, por diez años, para regir las provincias aún no pacificadas y que, por tanto, requerían la presencia de tropas. Imperium que él,reelegido anualmente cónsul hasta el año 23 a.C. pudo ejercitar en tal sentido, pero asegurándole el mando exclusivo de los ejércitos y apareciendo desvinculado de los estrechos límites de la colegialidad y de la anualidad, lo sitúa fuera de las reglas constitucionales republicanas.

Finalmente el año 23 a.C., habiendo renunciado Augusto al consulado, basándose en el acuerdo del senado serealiza una ulterior reforma en su posición constitucional, que da entrada definitiva al nuevo régimen.

2. Los poderes, títulos y honores de Octavio.

A Augusto se le confiere mediante una ley, posiblemente con un plebiscito, la potestad tribunicia (tribunicia potestas) vitaliciamente[7].

Se le concede, además, el imperio proconsular (imperium proconsulare) vitaliciamente, sinlímite territorial y temporal. Este imperium constituye prosecución del imperio que ya se le había atribuido el año 27 a.C., en razón de su calidad de cónsul, pero la diferencia estriba en que ahora lo asume no estando investido del consulado, por lo que se le califica de proconsular.

Entre los otros poderes que poseía Augusto, se puede mencionar el ius belli ac pacis, el derecho adecidir sobre la guerra o la paz, que le permitía concertar tratados internacionales, lo que le aseguró la total dirección de la política exterior y de la diplomacia internacional.

En cuanto a los títulos, Octavio, en virtud de la abrogación testamentaria de César, había tomado su nombre y más específicamente el apelativo de imperator[8], que servía para designar la titularidad de un imperiumextraordinario, de acuerdo a los precedentes republicanos, por lo que pasó a llamarse Caesar Imperator. Posteriormente, luego que le Senado le confirió el nombre honorífico de Augustus, de marcado tinte religioso (cuyo significado es venerado, honorable osagrado) en el año 27 a.C., su denominación corriente pasó a ser Imperator Caesar Augustus.

Anteriormente, en el año 28 a.C., el...
tracking img