El salario y las condiciones de trabajo de los obreros mexicanos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2313 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 18 de noviembre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL SALARIO Y LAS CONDICIONES DE TRABAJO DE LOS OBREROS MEXICANOS

El derecho al trabajo digno es un precepto constitucional, lo mismo que la garantía social acerca del poder adquisitivo de los salarios en el sentido de que deben ser suficientes para satisfacer "las necesidades normales de un jefe de familia, en el orden material, social y cultural..". En este contexto, la regulación nacionalque rige para las relaciones laborales, la Ley Federal del Trabajo (LFT) agrega conceptos como el "salario integrado" y calificaciones del concepto como el que: "el salario debe ser remunerador".

El salario en tanto retribución al trabajo, aparece en el cuerpo de las definiciones jurídicas de la regulación nacional mexicana, como un elemento central que garantiza no sólo la sobrevivencia sinotambién el desarrollo y el progreso de todos los ciudadanos que venden su capacidad de trabajo en las más variadas actividades.

Si nos referimos a la categoría de los trabajadores asalariados más ilustrativa del concepto y al mismo tiempo estratégica en la generación del producto nacional -los trabajadores del sector industrial-manufacturero- encontramos que ese cuerpo de definiciones y conceptosson cada día más etéreos en función de dos aspectos centrales: A). La relación entre el salario y su capacidad adquisitiva, es decir, la condición material para una vida digna y B). Los salarios y su relación con el conjunto de las condiciones que están asociados con el desempeño laboral, es decir, el entorno, el centro de trabajo, la seguridad del trabajo y las condiciones en que el esfuerzo seentrega cotidianamente. Aquí buscaremos desarrollar ambos temas para después relacionarlos con algunas de las propuestas que ya circulan en torno a modificaciones de la LFT.

Salarios y Capacidad adquisitiva

Para establecer una base mínima que nos permita una comprensión amplia del problema, veamos algunos indicadores económicos.

En la década de los 80’ el cambio en las orientaciones de lapolítica económica tuvieron un efecto sensible en la distribución del ingreso nacional, específicamente porque la parte del ingreso correspondiente a las remuneraciones de los asalariados descendió en una magnitud equivalente al 25% de los niveles de principio de la década. De acuerdo a cifras oficiales, en 1980 las remuneraciones a los asalariados significaban poco más del 40% del IngresoDisponible, en 1982 fueron de 41.6%; en 1983 de 35.7%; 1985, 33.7%; 1989, 29.5% y 1992, 30.8%.

En otra dimensión del mismo problema, tenemos que para 1990 se calculaba que los salarios industriales manufactureros había acumulado una pérdida promedio equivalente al 40% de los niveles de 1980. Durante un pequeño interregno 1991-1994, y utilizando la misma base de comparación, los salarios obtienen unaefímera recuperación que promedia 10 puntos porcentuales, mismos que son automáticamente perdidos en el primer trimestre de 1995 como consecuencia de la virulencia de la crisis financiera y productiva que inicia en diciembre de 1994.

Las mediciones más reciente sobre el comportamiento de las remuneraciones en el segmento manufacturero nos indican que en los últimos tres años -tomando como baseel año 1993- las remuneraciones reales promedio de las personas que trabajan en la industria manufacturera, siguen acumulando pérdidas que hacia mediados de 1995 son ya mayores al 20%, y que durante el resto del período observado se mantienen estancados sin evidencias de recuperación. El caso de los salarios tienen mayores niveles de depresión si se comparan con los niveles de los sueldosmanufactureros para el período. Estas situaciones pueden apreciarse en la gráfica que ilustra el estado de los índices de las remuneraciones donde sólo en los meses de diciembre los niveles alcanzan valores superiores al 100%.

Fuente: Elaborada con base en INEGI, Características del Sector Manufacturero. BDINEGI. Junio de 1998.

Tenemos por tanto, un proceso sostenido de desvalorización de la...
tracking img