El sentido del trabajo cristiano

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2067 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El sentido Cristiano
En el horizonte de la comprensión cristiana, el trabajo humano no es considerado “ni un castigo ni una maldición”1, sino que “representa una dimensión fundamental de la existencia humana no sólo como participación en la obra de creación, sino también de la redención” 2.

En la encíclica social Laborem Exercens se destaca esta primera dimensión teológica del trabajo comouna participación y prolongación en la obra del Dios Creador. “En la palabra de la divina Revelación está inscrita muy profundamente esta verdad fundamental, que el hombre, creado a imagen de Dios, mediante su trabajo participa en la obra del Creador, y según la medida de sus propias posibilidades, en cierto sentido, continúa desarrollándola y la completa, avanzando cada vez más en el descubrimientode los recursos y de los valores encerrados en todo lo creado”3. Este es, en palabras de Juan Pablo II, el Evangelio del Trabajo, ya que el trabajo humano se abre a la posibilidad de participar en la obra de la creación.

Sin embargo, la rebeldía de la creatura frente a su Creador introduce en la historia humana la segunda dimensión de la redención debido a la triple ruptura del ser humano conDios, con el otro y con el medio ambiente4. Por consiguiente, el trabajo, sin perder su sentido original de participación y de cooperación en la obra creadora5, se encuentra ahora dificultado, en palabras del Génesis, por la presencia de la “fatiga” y el “sudor”6, ya que la convivencia humana se ha apartado del plan original del Creador y ha cedido a la tentación de la explotación humana, haciendodel trabajo también una ocasión de opresión del ser humano sobre otro ser humano.

Así, el trabajo humano constituye una participación en la creación, pero necesitado de la redención debido a la actitud pecaminosa de la explotación presente en la historia humana. Este camino de hacer de esta historia humana una de salvación, acorde al designio de Dios Creador, pasa por rescatar la subjetividaddel trabajo, es decir, el reconocimiento de que el valor del trabajo reside en el trabajador. “El trabajo”, en palabras del Compendio de Doctrina Social de la Iglesia, “independientemente de su mayor o menor valor objetivo, es expresión esencial de la persona, es actus personae”; por consiguiente, “la persona es
1 2

Pontificio Consejo Justicia y Paz, Compendio de la Doctrina Social de laIglesia, (2004), No 256. Pontificio Consejo Justicia y Paz, Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia, (2004), No 263. 3 Juan Pablo II, Laborem Exercens, (14 de septiembre de 1981), No 25. 4 Cf. Gén 3, 8 – 19. 5 Cf. Gén 1, 28. 6 Cf. Gén 3, 17 – 19.

2 la medida de la dignidad del trabajo”. Así, “la subjetividad confiere al trabajo su peculiar dignidad, que impide considerarlo como una simplemercancía o un elemento impersonal de la organización productiva” 7.

La persona es el sujeto del trabajo, es decir, el valor del trabajo reside en el trabajador y no en el trabajo en sí; por consiguiente, todo trabajo tiene un valor en sí mismo debido a la presencia humana de aquel que lo realiza. Así, el primer fundamento del valor del trabajo es la persona humana, su sujeto. La condición detrabajador no debería ni ocultar ni obviar la presencia de la persona humana que realiza el trabajo, y, por ello, independientemente del trabajo que se realiza, merece siempre ser tratado con el respeto y la dignidad debida a todo y cada ser humano. Juan Pablo II resume este principio ético-teológico básico cuando afirma que el sujeto propio del trabajo es la persona humana, imagen y semejanza delCreador.

Esto significa que el ser humano no puede ser un esclavo del trabajo, lo cual tiene una evidente aplicación social, ya que un trabajo indebidamente remunerado es una expresión moderna de la antigua esclavitud. Pero también habría que resaltar su aplicación personal en el sentido de que uno trabaja para vivir y no vive para trabajar, ya que en este segunda caso también se hace a sí mismo...
tracking img