El sexenio democrático (1868-1874)

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (507 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
El Sexenio Democrático (1868-1874): El reinado de Amadeo I y la Primera República. La caída de la monarquía de Isabel II se debió al progresivo monopolio del poder político por un grupo concreto delPartido Moderado que negaba la participación política a otros grupos (todo ello con la complicidad de la propia reina). A ello se unen problemas económicos, como la crisis agraria a partir de 1867 yla crisis de las compañías de ferrocarriles.Los partidos marginados del sistema, Progresistas (Prim), Demócratas y Unión Liberal (Serrano), pretendían crear un sistema político más democrático yfirmaron el Pacto de Ostende (1866) para derrocar a Isabel II. La Revolución de 1868 (La Gloriosa o Septembrina) se inició con el pronunciamiento del Almirante Topete en Cádiz. A éste se unieron Serrano yPrim y derrotaron al ejército de Isabel II en Alcolea. Isabel II huyó a Francia.Al mismo tiempo que se producía este pronunciamiento otra revolución paralela surgía en España en forma de juntasrevolucionarias. Éstas eran de ideología más radical (exigían la justicia económica y social) y republicanas. Los firmantes del Pacto de Ostende (monárquicos) consiguieron dominar el proceso revolucionario yque lasjuntas revolucionarias se disolvieran. De este modo establecieron la Regencia del General Serrano (1868-1871) que preparó el proceso de elaboración de una nueva constitución.La Constitución de1869 era muy avanzada, definía España como una monarquía democrática con sufragio universal masculino, y una avanzada declaración de derechos individuales (libertad religiosa, de expresión deasociación). Se establece la soberanía nacional.Descartada Isabel II, había que buscar un rey de talante democrático. Tras varias posibilidades Prim eligió a Amadeo I de Saboya (1871-73). Sin embargo, estamonarquía fue un fracaso por los pocos apoyos que tenía (Prim fue asesinado, y no la apoyaban ni los republicanos ni la mayor parte de los monárquicos). De hecho, se trataba de la ficción burguesa de...
tracking img