Ensayo de las batallas en el desierto

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1558 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
“LAS BATALLAS EN EL DESIERTO”
Jose Emilo Pacheco
INTRODUCCION:
Recuerdo que en aquel entonces no había televisión solo radio: Tarzan, el llanero solitario y el doctor I Q eran algunos de los que conocíamos. Era el año de la poliomielitis, de la fiebre aftosa, de las inundaciones.

La cara del señor presidente en donde quiera, adulación publica, en la escuela nos enseñaban suave patria ygeometría. Los grandes se quejan de la inflación, el transito, la inmoralidad, la corrupción, el enriquecimiento de unos cuantos y la pobreza de casi todos.
Para el 2000 se esperaba la plenitud y bienestar universal, empezábamos a hablar pochismos como tenquíu, oquéi y uan móment pliis. La coca cola acabo con las aguas frescas, los pobres seguían tomando tepache.
DESARROLLO:
Los desastres de laguerra dejo que en los recreos los judíos se ofendieran con los árabes, nuestro profesor les decía que eran mexicanos que no heredarán el odio y se imaginaba cuantas catástrofes aun estarían por venir. Para mí que vivía en la colonia roma turco era Jim que nació en San Francisco y Toru que creció en un centro de concentración japonés, a Toru siempre lo molestaban hasta que Domínguez lo canso uToru le dio tremenda paliza que desde ahí jamás lo volvió a molestar nadie; ahora Toru dirige una industria japonesa con 4000 esclavos mexicanos. Para aquel año las cosas andaban bastante bien ya que no había enfrentamientos, suspendían las clases para llevarnos a inauguraciones de carreteras o monumentos que solo eran piedras, Al presidente lo esperaban con fiesta.
Había tenido varios amigospero ninguno les cayó bien a mis papas; Jorge por ser hijo de un general, Arturo por venir de una pareja divorciada, Alberto por que su madre trabajaba y las mujeres decentes no lo hacían, en ese entonces yo era amigo de Jim siempre decía que veríamos a su papá en las inauguraciones o periódicos al parecer era del gabinete de Miguel Alemán pero decían que su mamá era la amante de el por qué la esposaera una señora fea y gorda en cambió la mamá de Jim era muy bonita.
Un día Rosales que nunca se había metido conmigo nos grito: Hey, miren esos dos son putos, me le fui encima a golpes. Pásame a tu madre, pinche buey, y verás que tan puto, indio pendejo. Gracias a eso mi padre me a no despreciar, me dijo que en México todos somos indios, que nadie tenía la culpa de estar en la miseria y antesde juzgar a alguien pensar si tuvo las mismas oportunidades que yo.
El pleito convenció a Jim de que era su amigo así que el viernes me invito a su casa, que pena no poder llevarlo a la mía pero éramos muchos hermanos, subimos al tercer piso el tenia llaves ya que a su mamá no le gustaba tener sirvientas entramos y había una foto de la señora, una de Jim cuando tenía un año u varias del señor endiferentes eventos.
Jamás pensé que la mamá de Jim fuera tan hermosa y elegante no supe que decirle, no se lo que sentí cuando ella me dio la mano, no quería dejar de verla me enamoré al instante; Jim me enseño sus juguetes que le habían traído de estados unidos, después de la guerra ni juguetes nos habían tocado; su mamá nos llamo a cenar; Desde ahí cualquier pretexto iba a la casa de Jimhasta que un día que estaba en la escuela ya no pude mas y me escape a la casa de Jim toque y me abrió Mariana ella se sorprendió me dijo si Jim estaba bien le dije que si que el motivo de mi visita era otro, no podía decírselo pero me arme de valor y le dije que me había enamorado pensé que se ofendería pero no, me tomo de la mano y me dijo que lo tomara como algo divertido que entre nosotros nopodía ver nada me dijo que siguiera con la amistad de Jim que fuera a su casa que algún día se me pasaría el enamoramiento, sentí ganas de llorar pero le dije que tenía razón que me disculpara pero se lo tenía que decir, ella me dijo que no le dijiera a Jim y me dio un beso en la mejilla.
Al llegar a mi casa me fingí enfermo pero ya había hablado el profesor preocupados por mi desaparición, no...
tracking img