Entrevista gabriel garcia marquez

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 46 (11488 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Gabriel García Márquez
(Aracata, Colombia 1928—)

Entrevista con Rita Guibert
Siete voces
(México: Organización Editorial Novaro, S.A., 1974)
http://www.literatura.us/garciamarquez/guibert.html

Mi persecución en busca de un autor —un viaje de París a Barcelona, una espera de dos semanas en un hotel catalán, llamadas de larga distancia, cables de Nueva York a España— en realidad comenzósólo después de haberle entregado a Gabriel García Márquez, durante nuestro segundo encuentro en Barcelona, donde lo conocí, un cuestionario escrito preparado por indicación suya. Es que García Márquez, cuya resistencia a los periodistas es bien conocida, se negaba, como lo había hecho Cortázar, a urta entrevista grabada. Después de leer el cuestionario prometió, mientras tomábamos el té,completarlo en pocos días; sugirió además que esperara por sus respuestas en Barcelona a en para poder completar la entrevista con las preguntas que seguramente provocarían sus declaraciones. Desde ese momento no logré ni verlo ni hablarle más, aunque unos días antes de mi partida me hizo saber por su mujer, Mercedes, que enviaría el manuscrito a Nueva York, promesa que nunca cumplió.
        
 Seis mesesmás tarde, cuando García Márquez vino a Nueva York para recibir el título honorario otorgado por la Universidad de Columbia, contestó, sin demora, mi llamado telefónico. Al día siguiente nos encontramos a las siete de la mañana en el Plaza Hotel donde tomamos el desayuno después de persuadir al maitre d’ que nos dejara entrar al comedor, incidente provocado, no por el bigote a lo mafioso de esteautor colombiano; simplemente porque andaba sin corbata. Luego, en el salón desolado del Persian Room (cabaret del Plaza), concluimos en menos de tres horas la conversación —esta vez grabada— de la entrevista pendiente por tan largo tiempo.

García Márquez (Gabo, como lo llaman sus amigos) nació en 1928 en Aracataca, pueblito colombiano en las cercanías de una finca bananera de Macondo, pueblomás pequeño aún perdido en el medio del país, que García Márquez solía explorar cuando era niño.

Años más tarde llamaría Macondo a las tierras mitológicas donde se desarrollan algunos de sus cuentos, ciclo que cierra con Cien años de soledad novela que comienza a escribir a los 18 años bajo el título de La casa. “Pero entonces no tenía ni aliento, ni la experiencia vital, vital ni los recursosliterarios para escribir una continúa novela así y la dejé.” Finalmente, en 1967, después de muchas penurias y frustraciones literarias se publica en Buenos Aires Cien años de soledad (su quinto libro), provocando, como escribió Mario Vargas Llosa, “un terremoto literario en América Latina. La crítica reconoció en ella una obra maestra y el público refrendó este juicio agotando desde entonces,sistemáticamente, las reediciones, que, en algún momento, alcanzaron el ritmo asombroso de una por semana. Su autor se convirtió de la noche a la mañana en un ser casi tan famoso como un gran futbolista o un egregio cantante de boleros”. En 1969, la Académie Française lo selecciona como el mejor libro extranjero del año; sus otras traducciones son aclamadas con el mismo entusiasmo y, aunque “es unadesgracia tener que reconocerlo —dice García Márquez a González Bermejo cuando lo entrevista para la revista española Triunfo— las mejores críticas se han hecho en los Estados Unidos. Es decir, son lectores profesionales, conscientes, muy bien formados, algunos progresistas, otros tan reaccionarios como se supone que tienen que ser, pero corno lectores son estupendos”.

García Márquez no seconsidera un intelectual, sino “un escritor que entra precipitadamente a la arena, como un toro, y después ataca”. Para él la literatura es un juego muy sencillo; “en un panorama literario que dominan Rayuela y Paradiso, Cambio de piel y Tres tristes tigres —nos dice Emir Rodríguez Monegal— todos trabajos experimentales al límite de la experimentación misma; obras complejas que exigen mucho del...
tracking img