Epistemologia y violencia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1727 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
EPISTEMOLOGÍA Y VIOLENCIA

VIOLENCIA HACIA LAS MUJERES

Juana Palma Caballero

Resumen:

La violencia, según Johan Galtung, tiene diversos rostros: la violencia directa, la cultural y la estructural. Mediante un modelo triangular, Galtung explica cómo todas estas violencias interaccionan y se realimentan entre sí. La violencia estructural y la violencia cultural, además de ser violencias,reproducen la violencia, al producirse a sí mismas y constituir la base de la violencia directa.

Las epistemologías feministas han desvelado y criticado los supuestos de un conocimiento sesgado, que convierte en invisibles algunos hechos: a saber, la violencia de género, y la herencia cultural e histórica de las mujeres. Apoyado en las críticas epistemológicas feministas, y como punto departida, el artículo expone las relaciones entre tres tipos de violencia, que conforman la base compleja que produce y reproduce la violencia hacia las mujeres. En particular, plantea el problema de la identidad, y sus implicaciones en el enfoque integral sobre la violencia.

1. Normalidad patológica, visibilidad y epistemología
La raíz más perniciosa de toda violencia es aquella que estáarraigada en supuestos que la convierten en invisible. Son supuestos que diluyen las manifestaciones de la violencia en el entramado de lo normalizado en una cultura. Esta normalidad conforma las mentalidades y las reproduce, haciendo visibles unos hechos e impidiendo ver otros. Una normalidad que invisibiliza la violencia no puede ser catalogada de sano sino de patológica. El apelativo de normalpuede aplicarse por su amplitud estadística: el hacer de muchos construye norma; el de patológica lo merece si el resultado es la muerte o el maltrato cotidiano. Aunque es la denominación más acorde con la situación actual, normalidad patológica es un contrasentido, y lo es en su expresión profunda, porque una conducta patológica en la convivencia no habría de formar parte de las condiciones denormalidad.[1]

La violencia hacia las mujeres ha sido y sigue siendo en gran medida, un tipo de violencia que no era considerada como tal, invisible, por lo tanto. La muerte de tantas mujeres a manos de su marido, amante o compañero; el maltrato, la descalificación, la cercenación de su libertad o de sus derechos, la subordinación de sus capacidades como ser humano y muchas otrasrestricciones, han sido parte de una normalidad que merece ser considerada patológica.
Pese a lo arraigada que está la idea de que los hechos están ahí para percibirlos, ya sea a simple vista o a través de diversos aparatos de medida, esto no sucede ni tan siquiera en las ciencias que tratan de comprender y explicar los fenómenos físicos, pues ya desde Hanson sabemos que la observación está cargadade teoría[2]. Un razonamiento ya clásico es a partir de la noción Khuniana de paradigma. Un paradigma o modelo es una visión del mundo que contiene elementos básicos de creencia de lo es la realidad y que constituye un marco general que estructura la mirada, las observaciones, permitiendo ver unas cosas y no otras. Kuhn puso de manifiesto que las aportaciones verdaderamente revolucionarias en laciencia fueron el resultado de un cambio de paradigma, de un cambio en las formas de ver la realidad.
Al situarse en un nuevo paradigma, los científicos fueron capaces de ver nuevos hechos y nuevas relaciones entre ellos, que aunque estaban ahí no eran visibles desde el antiguo paradigma.

El paradigma que ha de cuestionarse para hacer visibles las dimensiones de la violencia contralas mujeres es aquel que legitima la desigual situación, la subordinación y la inexistencia simbólica de las mujeres.

El paradigma de subordinación fue puesto en cuestión por voces individuales en la historia, entre otras por Mary Woollstonecraft en su Reivindicación de los derechos de la mujer[3] cuando afirmo que la mente no tiene sexo o por Virginia Woolf cuando vislumbró y alentó...
tracking img