Esayo del libro el princepe

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1259 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
FORMACION SOCIOCULTURAL

ENSAYO DEL LIBRO “EL PRINCIPE”
DE NICOLAS MAQUIAVELO

DESARROLLO DE NEGOCIOS

* Todos los estados, todas las dominaciones que han ejercido y ejercen soberanía sobre los hombres, han sido y son republicas o principados. Los principados son o hereditarios, cuando una misma familia ha reinado en ellos largo tiempo o nuevos. Los nuevos o lo son del todo o son comomiembros agregados al estado hereditario de príncipe que los adquiere y se adquieren por las armas propias o por ajenas, por la suerte o por la virtud.
* Me parece que es mas fácil conservar un estado hereditario, acostumbrado a una dinastía, que uno nuevo, ya que hasta con no alterar el orden establecido por los príncipes anteriores y contemporizar después con los cambios que puedanproducirse. De tal modo que si el príncipe es de mediana inteligencia se mantendrá siempre en su estado a menos que una fuerza arrolladora lo arroje de el y aunque así sucediese solo tendrá que esperar para reconquistarlo, a que el usurpador sufriera el primer tropiezo.
* Por que el príncipe natural tiene menos razones y menor necesidad de ofender, de donde es lógico que sea más amado y a menos viciosexcesivos le atraigan el odio es razonable que le quieran con naturalidad los suyos.
* Pero las dificultades existen en los principados nuevos, y si no es nuevo del todo, si no como miembro agregado a un conjunto anterior, que puede llamarse así mixto, sus incertidumbres nacen en primer lugar de una natural dificultad que se encuentra en todos los principados nuevos; dificultad que estriba enque los hombres cambian con gusto de señor, creyendo mejorar y esta creencia lo9s impulsa a tomar las armas contra el, en lo cual se engañan, pues luego la experiencia les enseña que han empeorado. Esto resulta de otra necesidad natural y común que hace que el príncipe se vea obligado a ofender a sus nuevos súbditos, con tropas o con mil vejaciones que el acto de conquista lleva consigo. De modoque tienes por enemigos a todos los que has ofendido al ocupar el principado y no puedes conservar como amigos a los que te han ayudado a conquistarlo, por que no puedes satisfacerlos como ellos esperaban, y puesto que les estas obligado, tampoco puedes emplear medicinas fuertes contra ellos por que siempre, aunque descanse en ejércitos poderosísimos, se tiene necesidad de la colaboración de los“provincianos” para entrar a una provincia.
* Ha de notarse, pues que los hombres hay que conquistarlos o eliminarlos por que si se vengan de las ofensas leves, de las graves no pueden; así que la ofensa que se haga al hombre debe ser tal que le resulte imposible vengarse. Si en vez de las colonias se emplea la opción militar, el gasto es mucho mayor por que el mantenimiento de la guardia absorbelas rentas del estado y la adquisición se convierte en perdida y se perjudica e incomoda a todos con el frecuente cambio del alojamiento de las tropas. Incomodidad y prejuicio que todos sufren y por los cuales todos se vuelven enemigos; y son enemigos que deben temerse aun cuando permanezcan encerrados en sus casas.la ocupación militar es desde cualquier punto de vista, tan inútil como útiles sonlas colonias.
* El príncipe que anexe una provincia de costumbres, lengua y organización distintas las suyas, debe también convertirse en paladín y defensor de los vecinos menos poderosos, ingeniarse para debilitar a los de mayor poderío y cuidarse de que, bajo ningún pretexto, entre a su estado un extranjero tan poderoso como el. Por que siempre sucede que el recién llegado se pone de partede aquellos que, por ambición o por miedo, están descontentos de su gobierno.
* Todos los principados de que se guarda memoria han sido gobernados de dos modos distintos: o por un príncipe que elije entre sus siervos, que los son todos, los ministros que lo ayudaran a gobernar, o por un príncipe asistido por nobles que, no a la gracia del señor si no a la antigüedad de su linaje, deben la...
tracking img