Estrategia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1180 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 17 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic]

Final del formulario
EL OBSERVADOR

“Después de Malvinas, iban a atacar a Chile”

Por H.D.

[pic]

Lami Dozo. Habló, pero no quiso ser fotografiado.

El brigadier general (R) Basilio Lami Dozo dice que a las Fuerzas Armadas “no les gustó el referéndum” que convocó el presidente Raúl Alfonsín para terminar con el conflicto del Beagle, ya que “era una forma de decir: ‘Seequivocaron las instituciones armadas’”.
Ex miembro de la última Junta fue uno de los principales negociadores argentinos que trató de convencer a Augusto Pinochet de llegar a un entendimiento y evitar una guerra entre ambos países. Así, en una de las reuniones que mantuvo con sus pares chilenos, cuando era secretario general de la Fuerza Aérea, surgió la idea de convocar al Papa como mediador.—¿Cómo se involucró en la negociación?

—Pinochet demoraba en dar la fecha para la reunión de Puerto Montt, entonces la Junta me mandó a hablar con él. Tomamos el té en Punta Arena. Fue un encuentro muy secreto. Yo iba con una misión bien clara: que se hiciera esa reunión.

—¿Qué le dijo?

—Charlamos más de dos horas. Primero me dio una lección de geopolítica, me hizo un panorama de cómo es Chile enel mundo y en Sudamérica. Antes de terminar el té, le dije: Tengo que llevar un mensaje a la Junta. “Dígales que nos vamos a reunir en Puerto Montt, pero tengo un frente interno que quiere el conflicto”. Le respondí: “La Argentina también lo tiene”.

—En Puerto Montt, hubo un incidente ¿qué pasó?

—Le había pedido al viejo (le decía así) que ninguno de los discursos públicos que se hicieran enla reunión fuera agresivo. El, por la presión del frente interno, hizo uno muy agresivo. Yo lo miraba a Videla y le decía a Bignone: “Que no se levante el general, que la aguante”, porque era para irse. Después, le contestó bien, como diciendo: Acá tenemos que poner paños fríos.

—De allí, salieron las reuniones de secretarios generales ¿Qué negociaban?

—Buscábamos una solución diplomáticaal problema. En un encuentro en Valparaíso a mediados de 1978, dijimos: “Ni ustedes ni nosotros podemos ceder porque tenemos un frente interno que no nos deja. ¿Qué les parece una mediación?” Salieron cuatro nombres: la reina de Inglaterra, el presidente de los Estados Unidos, el rey de España y el Papa. ¿Por qué no el Santo Padre, si somos dos países católicos? Cuando volvimos a Buenos Aires, lecomentamos a cada comandante en jefe lo que habíamos hablado.

—¿Qué les respondieron?

—Los tres dijeron que estaban de acuerdo en intentar una mediación con el Papa, nada más. Ahí, Videla le encargó al embajador Moncayo que se fuera urgente al Vaticano.

—En el interín, se reunió con Pinochet, ¿de qué hablaron?

—La Junta me mandó en noviembre, antes de iniciar las operaciones. Me reunícon él en el Palacio de la Moneda. Ese fue el encuentro más secreto que tuvimos. Hablamos de que no podíamos enfrentarnos, que teníamos que bajar el tenor de los trascendidos que daba cada gobierno. Cuando llegué a Buenos Aires, me encontré con el “Cachorro” Menéndez que me quería comer vivo. “Ustedes son los de la birome”, me dijo.

—¿Por qué lo eligieron como mediador?

—Porque el Ejército yla Marina no se tenían confianza. Si era Bignone, la Marina iba a sospechar que había un arreglo entre los ejércitos, y si era Fracassi, pensaban que había un acuerdo entre las armadas. En cambio, los de la Fuerza Aérea no íbamos a hacer nada por detrás.

—¿Qué posibilidades tenía la Argentina de ganar una guerra?

—Yo no tenía la certeza de ganar. Les dije a los del Ejército que nos iban adar una cachetada de entrada y llegarían a Río Gallegos. Ahí sí, la Argentina, que era mucho más potencia, los volvería despaciosamente hasta la cordillera. Eso iba a costar mucho dinero y vidas. Iba a ser una masacre y una guerra larguísima.

—¿Qué pensó cuando se enteró del Operativo Soberanía?

—Me pareció una locura total.

—¿Cuál fue el planteo de la Fuerza Aérea?

—La mediación...
tracking img