Estudiante

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (633 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Hace no mucho tiempo en tiempos de guerra me encontraba en la mejor época de mi vida, porque todo lo que quería y pedia se me cumplia.
Que mejor que despertar un 11 de noviembre del 2009 con toda laservidumbre atendiendo mis humildes necesidades, pero sin poder verles la cara,uff nada mejor que eso.
Mande a pedir mi automivil del año para poder moverme dentro de mi mansión. Algo extrañosucedió esa mañana, ya estando dentro del auto, me percate que había un sobre que tenia mi nombre en la parte de arriba.Pasaron unos cuantos minutos hasta que no aguante mas mi curiosidad y lo abri. Yo nuncahabía visto una carta dirigida hacia mi, ya que no me interesa tener contacto con nadie. Empece a abrir la carta y me dio flojera ver el contenido entonces la volvi a dejar donde estaba.
Despues dedar el breve recorrido por mi pequeña mansión, regrese a mi habitación y la misma carta que había abierto en el coche, se encontraba encima de mi cama, me quede un minuto en shock por que me sentiobservada por primera vez en mi vida.
Acabe de abrirla y me dirigi al baño mientras leia el contenido, solo venia un pregunta que decía : ¿Existe algo que te de mas felicidad? En ese momento me diomucha risa porque nunca me habían hecho una pregunta y mucho menos esas cosas. Que oso neta que la gente se ubique y que se dediquen a su vida. Obviamente la tire a la basura y me fui a ver que ropa de mihumilde closet ya no quería, me da mucho asco tener ropa vieja, eso de usar mis vestidos y zapatos mas de una vez no es lo mio. Voy a dejar toda esa ropa usada en una caja y se la voy a dejar a laservidumbre para que la queme. Como no puedo verlas les dejare una carta encima y para que me comprueben que la ropa la quemaron y no se la quedaron voy a decirles que me dejen en mi cuarto la mismacaja con la ropa deshecha. Pinche servidumbre, como me da asco, como me gustaría que todas mis necesidades pudieran resolverse picando un botón.
Dos semanas después:
Eran las 4:30 de la tarde,...
tracking img