Exircismo y psiquiatria

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2393 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Exorcismo y psiquiatría

Dr. Javier Martínez Dearreaza | Variedades
Neurólogo-Psiquiatra 

El exorcismo es un tema que prácticamente no tiene ninguna difusión por los medios en este país, pero a pesar de que no se habla de él, la gente lo conoce, se desconoce la cantidad de eventuales casos y de quienes están habilitados por la Iglesia para practicarlo. Se sabe que a nivel mundial lacantidad de casos va en aumento, al punto que los sacerdotes que llevan adelante la práctica admitida por El Vaticano no se dan abasto.

El exorcismo es una particular práctica que la Iglesia emplea contra el poder del diablo. Consiste en expulsar los demonios o espíritus malignos de las personas que están poseídos por ellos. Lo ejecuta un sacerdote autorizado por su obispo. Está regido por el derechocanónico. También puede hacer exorcismo un laico.

El exorcismo era una práctica común en sociedades antiguas y tenía su origen en la magia. En la antigua Babilonia (hoy Irak) los sacerdotes rompían una imagen de arcilla o de cera que simbolizaba al diablo, con el fin de destruir al demonio real. Los griegos y los egipcios realizaban ritos similares. En la Biblia encontramos diversas referenciasal demonio y al exorcismo. El Nuevo Testamento relata cómo Jesús expulsaba a los espíritus malignos a través de la oración y de su autoridad.

Síntomas de una persona poseída

Al inicio la persona puede quejarse de escuchar voces, ver sombras, donde no hay nadie, oír puertas que se abren o se cierran, y otros fenómenos para los que no se encuentra explicación. Los síntomas empeoran ycomienzan a presentar una aversión vehemente contra Dios, la virgen, los santos, la cruz y otros símbolos sagrados; hablan en lenguas desconocidas, localizan objetos escondidos o distantes, presentan una fuerza superior a su contextura física, pueden levitar y hacer movimientos extraños, también pueden tener diarrea, vómitos, pronuncian malas palabras. La temperatura de la habitación donde se encuentra lapersona puede variar alternamente de fría a caliente y los objetos pueden volar en derredor.

El punto de vista de la psiquiatría

¿Una persona que dice oír voces o ruidos que otros no perciben, ver objetos que no existen, hablar en lenguas desconocidas y, sobre todo, rechazar con violencia las imágenes religiosas está poseída por un espíritu maligno o sufre alguna alteración mental?
Ladisyuntiva se presenta por igual tanto a los sacerdotes como para los psiquiatras, entonces ¿qué hacer? La Iglesia enseña que la posesión demoníaca es el caso extremo de la influencia maligna que se da en raras ocasiones.

Es la Iglesia la que sugiere a los exorcistas desconfiar primero de una intervención diabólica, lo recomendable es derivar a la persona al psiquiatra para que éste estudie alsujeto y descarte un proceso histérico, una psicosis o algún trastorno mental, de no encontrar patología, pues lo lógico sería remitirlo nuevamente a la Iglesia.

Importante descartar enfermedades

Es importante descartar las enfermedades antes mencionadas, pues en la historia, hoy conocida como trastornos disociativos, pueden darse situaciones en las que la persona puede presentar personalidadesmúltiples, en las que en el sujeto existen dos o más personas o estados de personalidad distintos. Esto quiere decir que en este preciso momento me puedo expresar como siempre he sido, cinco minutos o instantes después puedo expresarme como otra persona totalmente distinta de la que en realidad soy.

En el caso de la histeria, también se da la amnesia psicógena, y dentro de ella la amnesiacontinua, en la que el individuo no puede recordar los acontecimientos que han tenido lugar desde un momento específico hasta la actualidad. Cuando una persona poseída sufre ataques, después no recuerda nada.

En el caso de la psicosis, pueden presentarse alucinaciones visuales, auditivas o cenestésicas, ideas delirantes extrañas, experiencias perceptivas inhabituales; por ejemplo, ilusiones...
tracking img