Fernado pessoa

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (679 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Si te quieres matar, ¿por qué no te quieres matar?
l
Si te quieres matar, ¿por qué no te quieres matar?
¡Ah, aprovecha! que yo, que tanto amo la muerte y la vida,
Si osase matarme, también memataría…

¡Ah, si lo deseas, hazlo!
¿De qué te sirve el cuadro sucesivo de las imágenes externas
Al que llamamos mundo?
¿La cinematografía de las horas representadas
Por actores de convenciones yposes determinadas,
El circo policromo de nuestro dinamismo sin fin?
¿De qué te sirve tu mundo interior que desconoces?
Tal vez, matándote, lo conozcas finalmente…

Tal vez, acabando, comiences…Y de cualquier forma, si te cansa ser,
Ah, cánsate noblemente,
¡Y no cantes, como yo, la vida por borrachera,
No saludes como yo la muerte en literatura!

¿Haces falta? ¡Oh sombra fútil llamadagente!
Nadie hace falta; no le haces falta a nadie…

Sin ti, todo seguirá igual sin ti.
Tal vez sea peor para los otros el que existas y no te mates…

Tal vez peses más durando, que dejando dedurar…

¿Pena de los demás?…¿Tienes remordimiento anticipado
De que te lloren?
Tranquilízate: poco te llorarán…

El impulso vital apaga las lágrimas poco a poco,
Cuando no son por nuestrascosas,
Cuando son de lo que acontece a los demás, sobre todo la muerte,
Porque es la cosa después de la cual nada acontece a los demás…

Primero es la angustia, la sorpresa de la llegada
Del misterioy de la falta de tu vida hablada…

Después el horror del ataúd visible y material,
Y los hombres de negro que ejercen la profesión de estar allí.

Después la familia, el velorio, inconsolable ycontando anécdotas,
Lamentando la pena de que hayas muerto,
Y tú mera causa ocasional de aquel lloriqueo,
Tú verdaderamente muerto, mucho más muerto de lo que tú suponías…

Mucho más muerto aquíde lo que suponías
Lo mismo que si estuvieras mucho más vivo en la otra vida…

Después la trágica retirada al nicho o a la fosa,
Y después el principio de la muerte de tu recuerdo.
Hay primero...
tracking img