Fichero teresa de jesus

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2887 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
+ Roma, 4 de septiembre de 2009 Queridos hermanos en el Carmelo: Con ésta os enviamos una nueva ficha de lectura para el “Libro de la Vida” de Santa Teresa de Jesús, que quiere completar aquella que aprobamos en el Capítulo General y tenía un contenido más dinámico y pastoral. La que ahora llega, como podrás ver, es más teórico-doctrinal y trata de situar el libro contextualizándolo, presentandosu contenido y secciones y haciendo una breve introducción para la lectura de cada una de ellas. Como verás también, la ficha no es muy larga; no hemos querido, en fidelidad a lo hablado en el Capítulo General, hacer una gran introducción que robe tiempo a lo que realmente importa: leer a Santa Teresa de Jesús. Te rogamos que, lo antes posible, hagas llegar a los frailes, monjas y miembros de laOCDS, del modo que te sea más práctico, una copia de esta ficha que, en breve, podrá descargarse también del Sitio Web que, con motivo del Centenario, preparará la Comisión nombrada por el Definitorio general, que ha preparado esta ficha con la ayuda del P. Salvador Ros, ocd. Cada año llegarán a tus manos, para distribuirlas en tu circunscripción, dos fichas como estas: una de tipo más pastoral yotra más teórica y doctrinal. “Ahora comenzamos…” y para hacerlo “de bien en mejor” ofrecemos a nuestros hermanos y hermanas este sencillo material. La lectura fiel y creativa de cada uno de nosotros, esperamos, será el terreno adecuado en el que estas simples semillas darán fruto abundante. Con afecto y unido a tu oración: P. Emilio J. Martínez González, Vic. Gen. ocd.

SANTA TERESA DE JESÚS,Libro de la Vida. Guía de lectura.-1.

SANTA TERESA DE JESÚS, Libro de la Vida Guía de lectura
Introducción Al ponernos frente al Libro de la Vida (V) de santa Teresa, nuestra actitud no es la de quien acude a leer un libro por mera curiosidad o por simple obligación. Tomamos conciencia de que nos encontramos ante un buen libro, un libro que nos implica, que cuenta cosas que sentimos en algúnmodo nuestras; lo que en V se cuenta, de alguna manera está dentro de nosotros, nos sucede. V puede ser leído de manera participativa, porque la Madre Teresa ha propuesto en él su historia personal como un camino de experiencia para otros. El modo como ella se ha conducido o, mejor, ha sido conducida, es una guía adecuada para la aventura interior que nos lleva al pleno encuentro con Dios. Ella lodice explícitamente cuando afirma que es su intención al escribir “engolosinar las almas de un bien tan alto” (V 18, 8). Esa espontánea confesión teresiana nos aporta la clave de lectura que debe guiar nuestro acercamiento a V y, puede afirmarse, a todos sus escritos: santa Teresa es mediadora de una Presencia activa, la presencia de Dios, tiene la eficacia de propiciar el encuentro personal, nosólo con ella, sino también con su interlocutor divino, pues Teresa siempre que habla de Dios lo hace delante de él, coram Deo, de forma que él aparezca y se manifieste por sí mismo. Una lectura, por tanto, receptiva y vibrante como la que solía hacer su primer editor, fray Luis de León: “Y así, siempre que los leo [los escritos teresianos], me admiro de nuevo, y en muchas partes de ellos me pareceque no es ingenio de hombre el que oigo; y no dudo sino que hablaba el Espíritu Santo en ella en muchos lugares, y que le regía la pluma y la mano, que así lo manifiesta la luz que pone en las cosas oscuras y el fuego que enciende con sus palabras en el corazón que las lee”1. Esta sensación, este convencimiento, se multiplica para sus hijos e hijas: como carmelitas somos llamados de un modoparticular a encontrar nuestra verdad, la Verdad, en las páginas de este Libro vivo. Muchos de nuestros hermanos y hermanas dan fe explícitamente de esta experiencia al contarnos su vocación o su conversión como fruto del encuentro con Teresa y con Jesús, camino, verdad y vida, a través de la lectura de sus obras, particularmente de V (desde Francisco de Santa María Pulgar y Tomás de Jesús en el s....
tracking img