Figura Humana En El Arte Maya

Valdés, Juan Antonio y Federico Fahsen 2007 La figura humana en el arte Maya del Preclásico. En XX Simposio de Investigaciones Arqueológicas en Guatemala, 2006 (editado por J.P. Laporte, B. Arroyo y H. Mejía), pp. 1160-1170. Museo Nacional de Arqueología y Etnología, Guatemala. (Versión digital).

69 LA FIGURA HUMANA EN EL ARTE MAYA DEL PRECLÁSICO
Juan Antonio Valdés Federico Fahsen
Palabrasclave Arte Maya, Guatemala, monumentos esculpidos, pintura, iconografía, Preclásico Abstract

THE HUMAN FIGURE IN PRECLASSIC MAYA ART
Maya art developed during the Preclassic, but kept on having constant variations starting from the Late Preclassic, when painting and sculpture jumped to first row. Sites like Kaminaljuyu, Uaxactun, Calakmul, San Bartolo and Tikal maintained a cosmogram wheresymbols, human figures and written texts were introduced constantly, not only in building walls, but also in stone sculptured monuments. The images show very thin human characters, without sandals or other high status paraphernalia attributes, which would mark a specific order for many sites in the Lowlands and Highlands during the future 1000 years.

Muy poca información referente a la figurahumana del Preclásico podía encontrarse en la literatura arqueológica de hace 25 años, ya que el enfoque de los proyectos se había detenido en la admiración de los grandes avances de los Mayas del periodo Clásico. Los arqueólogos del momento discutían sobre el desarrollo matemático, la arquitectura monumental, las vasijas policromas, las tumbas y sus sacras ofrendas, su maravillosa escultura y, enmenor grado, los jeroglíficos. Pero ese mundo estaba próximo a dar un vuelco de noventa grados durante la década de 1980, gracias al surgimiento de proyectos a largo plazo, en que los estudiosos tuvieron la oportunidad de dedicarse a excavar por varios años seguidos el mismo sitio y conocerlo a fondo. Este tipo de intervenciones, financiadas por los gobiernos centrales de Guatemala, México yHonduras, fueron creados con fines netamente turísticos, pero dieron lugar a que los arqueólogos efectuaran investigaciones de mayor profundidad en el terreno. Esto condujo al descubrimiento de nuevas maravillas en el subsuelo arqueológico, de un mundo ni remotamente soñado por los investigadores. El mundo del Preclásico principió a salir a luz a borbotones, con el hallazgo inusitado de bellos edificiosconformando grupos triádicos, complejos de tipo acrópolis, gigantescos mascarones estucados, monumentos esculpidos, elementos iconográficos y glíficos, así como objetos portátiles de excelente manufactura. Ejemplos de esta naturaleza se obtuvieron en Tikal, Uaxactun, Yaxha, Copan, Yaxchilan, Palenque, Calakmul, Uxmal, Chichen Itza y otros lugares, que dieron paso posteriormente a la ampliación detrabajos regionales. Estos hallazgos condujeron a realizar nuevos estudios, que conllevaron al mismo tiempo la implementación de simposios y congresos especializados de arqueología Maya en Guatemala y México, sumándose posteriormente Belice y ahora también El Salvador, ayudando a obtener una rápida propagación de la información que estaba siendo recuperada y procesada.

1160

Al respecto, elestudio de la escultura Maya siempre había ocupado un lugar primordial desde principios del siglo XX con los trabajos de Herbert Spinden (1975), después con los de Tatiana Proskouriakoff (1950), y luego con otra serie de investigadores más recientes, pero su interés se incrementó con los hallazgos Preclásicos, aunque ya no sólo en su forma tradicional de escultura en piedra, sino que ampliándosetambién al estudio de la imaginería en estuco y pintura mural que estaban saliendo a la luz. A partir esta información, Linda Schele y sus colegas hicieron grandes aportes que los condujeron a adentrarse en el mundo de lo sobrenatural y conocer las estrechas relaciones entre dioses y soberanos jerarquizados (Schele y Miller 1986; Schele y Freidel 1990), mientras que los equipos dirigidos por...
tracking img