Filosofia de la educacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 87 (21731 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
La Filosofía de la Educación en José Martí. Principios. Direcciones. Vigencia.

Dra. Marta Martínez Llantada En el caso de José Martí. El pensamiento filosófico educativo se aprecia en forma de “críticas”, “elogios”, “consideraciones ocasionales” y “consejos sembrados” al decir de Herminio Almendros. Sería bueno agregar las “aseveraciones absolutas” que en forma de aforismos revelan lasesencias más profundas de su pensamiento filosófico educativo. Estas reflexiones se basan precisamente en el estilo de prosa profunda de nuestro héroe nacional y en la forma de expresar su Filosofía de la Educación. O sea, es una manera de hacer una “crítica reflexiva” y a la vez profunda sin dejar de “elogiar” o de “sembrar” en forma de “consejos” y apotegmas, las semillas que han germinado de formacabal en la política educativa de la Revolución Cubana. ¿Acaso no constituye una crítica severa y a la vez profunda afirmar?: “Es criminal el divorcio entre la educación que se recibe en una época y la época” (1). O decir: “La educación tiene un deber ineludible con el hombre, –no cumplirlo es crimen: conformarlo a su tiempo– sin desviarlo de la grandiosa y final tendencia humana” (2) “Se estácometiendo en el sistema educativo de América Latina un error gravísimo: en pueblos que viven casi por completo de los productos del campo, se educa casi exclusivamente a los hombres para la vida urbana y no se les prepara para la vida campesina” (3).

Tan profundas son estas reflexiones en forma de críticas que expresan el principio básico general de su Filosofía de la Educación: “Educar es prepararal hombre para la vida” (4). Este principio general se concreta en sus reflexiones axiológicas, metodológicas, epistemológicas y sociales que pudieran enunciar otros principios. Son de vital importancia sus reflexiones axiológicas en forma de críticas llevadas a la esencia del ser humano que conducen al primero de estos principios que pudieran llamarse como particulares: “Los hombres necesitanquien les mueva a menudo la compasión en el pecho, y las lágrimas en los ojos, y les haga el supremo bien de ser generosos; que por maravillosa compensación de la naturaleza aquel que se da, crece: y el que se repliega en sí, y vive de pequeños goces, y teme beneficiar sus apetitos, se va trocando de hombre en soledad, y lleva en el pecho todas las canas del invierno, y llega a ser por dentro y aparecer por fuera, insecto.” (5) Este primer principio particular aquí encerrado relativo a la unidad entre lo intelectual y lo afectivo, lo enuncia de forma más concreta el propio profeta americano cuando dijo: “El pueblo más feliz es el que tenga mejor educados a sus hijos en la instrucción del pensamiento y en la dirección de los sentimientos” (6). Esta tesis se reafirma en uno de sus tantosconsejos: “Un pueblo instruido será siempre fuerte y libre” (7). Se revela esa unidad entre lo propiamente

intelectual y lo afectivo que resumen el concepto integral del hombre que se debe lograr en la sociedad. Otro consejo que reafirma sus principios se sintetiza en: “Hombres recogerá quien siembre escuelas” (8) Este sabio consejo acompañado de otro, también sabio: “La libertad y la inteligenciason la natural atmósfera del hombre” (9), inducen a interpretar lo que puede catalograse como un segundo principio particular de la filosofía martiana de la educación y que se refiere a la necesidad de educar la inteligencia como algo natural, vinculada a la vida y en función del desarrollo humano: “Esta educación directa y sana, esta aplicación de la inteligencia que inquiere a la naturaleza queresponde: este empleo despreocupado y sereno de la mente en la investigación de todo lo que salta a ella, la estimula y le da modos de vida: este pleno y equilibrado ejercicio del hombre de manera que sea como de sí mismo puede ser y no como los demás ya fueron: esta educación natural, quisiéramos para todos los países nuevos de la América” (10). Una “consideración ocasional” expresada en una...
tracking img