Fundamentos filosóficos del mundo liberal

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 16 (3790 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Fundamentos filosóficos del mundo liberal.

El sistema y “los otros”.
Somos parte del “sistema”, desarrollamos nuestras vidas en el mundo capitalista, nos valemos de sus beneficios, acatamos sus “efectos colaterales” y, casi resignadamente, seguimos el rumbo que traza el país del norte. Eric Hobsbawm, al referirse al exitoso desarrollo del capitalismo en la segunda mitad del siglo XX,señala: “No existen explicaciones realmente satisfactorias del alcance de la escala misma de este ‘gran salto adelante’ de la economía capitalista mundial y, por consiguiente, no las hay para sus consecuencias sociales sin precedentes. Desde luego, los demás países tenían mucho terreno por delante para acortar distancias con el modelo económico de la sociedad industrial de principios del siglo XX: losEstados Unidos, un país que no había sido devastado por la guerra, la derrota o la victoria, aunque había acusado la breve sacudida de la Gran Depresión. Los demás países trataron sistemáticamente de imitar a los Estados Unidos, un proceso que aceleró el desarrollo económico, ya que siempre resulta más fácil adaptar la tecnología ya existente que inventar una nueva. Eso, como demostraría el ejemplojaponés, vendría más tarde. Sin embargo, es evidente que el ‘gran salto’ no fue sólo eso, sino que se produjo una reestructuración y una reforma sustanciales del capitalismo y un avance espectacular en la globalización e internacionalización de la economía” [1].
Acaso los hechos refrenden las ideas y vaticinios de John Fiske, acaso toda la realidad que nos toca vivir no permite desmentir unosolo de sus conceptos. Así es como el estado anglo americano reina en el mundo, impone las condiciones y sistemas económicos, y, en última instancia, ejerce un poderío bélico devastador para sojuzgar toda expresión económica, política o cultural que signifique una amenaza para sus intereses. Y, sin embargo, algo “no cuaja”. Aún como “beneficiarios” del sistema, nos cuesta admitir que el desarrolloeconómico exitoso justifica derribar todo tipo de barrera política y cultural. En efecto, no suena congruente hacer depender la “humanización” de la “industrialización”: “Manifiestamente el desenvolvimiento de la industria depende en gran parte de la cesación o restricción del estado de guerra, y además, como la faz industrial de la civilización suplanta lentamente a la faz militar, el carácter delos hombres, experimenta aunque muy lentamente, una modificación correspondiente. Los hombres se hacen menos inclinados a destruir la vida o a infringir castigos; o, se hacen menos brutales y más humanos (…) En la alborada de la historia vemos unos cuantos puntos brillantes de civilización rodeados por todas partes por una obscura noche de barbarie. A fin de que a la comunidad pacífica le seaposible continuar realizando su tarea, tiene que ser suficientemente poderosa, a la vez que suficientemente guerrera para dominar a sus bárbaros vecinos, que no tienen idea siquiera de conservar la paz” [2]. Es aquí, a mi juicio, donde se revela la endeblez del argumento: ¿cómo discriminar lo civilizado y lo bárbaro?; ¿cómo definir al otro como pasible de exclusión, persecución, sojuzgamiento, o hastade aniquilamiento? Precisamente, esto sólo es posible porque se han invertido los fundamentos: la industriosidad, el progreso práctico material, determinan a la condición humana. Esta entonces, está al servicio de aquella, y sólo en función de aquella se la juzga.

Rousseau y la sociedad.
Nuestra sociedad capitalista ha quedado conformada en la modernidad, y uno de los autores insignes deese tiempo fue, sin dudas, Juan Jacobo Rousseau, quien vivió en Suiza y Francia entre 1712 y 1778. Su obra “El orígen de la desigualdad entre los hombres”, publicada en 1755, es decir siete años antes de las igualmente célebres “Contrato social” y “Emilio”, nos permite una aproximación a su concepción antropológica y política. Surge del texto un análisis sobre la evolución natural del hombre...
tracking img