Gaia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 25 (6104 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Capitulo 1: Obertura MDXX “Desde el principio de los tiempos, los ríos han sido las arterias que transportaban vida. Las montañas y la tierra fueron mi piel. Los bosques y la tierra mi pelaje. Todo estaba en permanente armonía, hasta que apareció el ser más cruel y caprichoso que jamás conoció este planeta: el hombre. Una forma de vida supuestamente inteligente, pero desperdiciada por la codicia,la violencia y la incultura. Yo soy GAIA, la madre naturaleza, y todo el mal que me hagas te lo devolveré.” Capitulo 2: Gaia 7 de Enero de 2002. Atlanta, Georgia (E.E.U.U.) Siempre quise que la angustia fuera agua; que todo el dolor que produce la falta de oxígeno en la alegría, en vez de convertirse en desesperanza, formara pequeñas gotas para sí poder dar nombre y tamaño, a ese dolor quealicata las paredes del estómago cuando sabes que ya no hay marcha atrás. Siempre soñé, que la alquimia de la esperanza, transformara este miedo en gotas de sudor, que al resbalar por mi frente diluyera esta angustia que ya me ha ejecutado... Y ahora que sé que mi final se acerca, quisiera que se evaporara este mal que tiene mi libertad secuestrada, que se evaporara con el calor de un abrazo o con ellienzo de un te quiero. Esa libertad que siempre me dió "besos de usted" y que nunca me prometió amor eterno. La libertad es un estado pasajero del alma, y todos morimos un poco cada día... Hay veces que no sé, si exprimir el sol Para sentir calor Y dudo que al nacer, llegará a creer Que hoy fuera a morir

Intento comprender, él porque De esta decisión si yo jamás odie Me intento aferrar alvalor, Pero no sé fingir, solo quiero vivir ¿Dónde se vende algo de compasión? Para saciar mi soledad ¿Dónde trafican con sueños de amor? Pues quiero esta angustia dormir Recuerdo el día en que mi libertad No tenia precio ni fin En cambio hoy daba hasta la eternidad Por ver mañana el sol salir Me vengare y todo el mal que me hagas Yo te lo devolveré El hombre nunca fue dueño de Gaia Es justamente alrevés Oigo unos pasos, se quiebra mi voz Sé que vienen a por mí Y un sacerdote en nombre de dios Pregunta: ¿quieres confesión? Confieso que amé y creí en dios De los pobres, justo y moral Confieso que en la silla En la que he de morir, mi alma renacerá Me vengare y todo el mal que me hagas Yo te lo devolveré El hombre nunca fue dueño de Gaia Es justamente al revés Toda mi vida desfila ante mí,Tantos sueños por cumplir No tengas miedo, no llores por mí, Siempre estaré junto a ti. Oigo los rezos, intento gritar, Me cubren para no mirar A los ojos de una cruel humanidad, La muerte se excita, es el fin Me vengare y todo el mal que me hagas Yo te lo devolveré El hombre nunca fue dueño de Gaia Es justamente al revés Me vengare y todo el mal que me hagas Yo te lo devolveré El hombre nunca fuedueño de Gaia Es justamente al revés, es justamente al revés Es justamente al revés

Mientras Alma Echegaray era ejecutada en la silla eléctrica, estos pensamientos quedaban impregnados en la sala, donde veinte testigos y media docena de periodistas habían presenciado, como una corriente de 2.000 voltios atravesaba su convulso cuerpo. Esta primera descarga dejó al reo inconsciente, a continuación sele

aplica otra descarga de 1.000 voltios con el fin de rematarle, y más tarde una tercera, y última, de 2.000 voltios por si existiera alguna duda de la efectividad de tan piadoso y magnánimo brazo de la justicia. Existen numerosas pruebas de que, a veces el reo no muere inmediatamente y que el electrocutado padece un intenso sufrimiento. Incluso hay personas más resistentes a la electricidadque otras, bien porque su cuerpo genera una natural resistencia a la misma, o bien por su continua exposición a esta. Cuando aquel torrente de electricidad recorrió por segunda vez el cuerpo de Alma, este dejó de convulsionarse y un histérico silencio se adueñó de la sala, se había hecho Justicia, el estado había asesinado a otra amenaza para el modo de vida americano ¡Alma Echegaray había...
tracking img