Hipocrates

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 19 (4554 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
INTRODUCCION
Desde comienzos del siglo vi a.C, los filósofos más conspicuos (Tales de Mileto, Anaximandro, Anaxímenes, Heráclito...) venían estudiando la naturaleza, el cosmos en que el hombre se desenvuelve, al tiempo que examinaban las relaciones entre los hombres, el papel de la religión en la sociedad humana, la función de la ley y la costumbre. Posteriormente, ya en el siglo v las ciudadesde la costa de Jonia, ribera occidental de la actual Turquía, siguieron dando excelentes pensadores, aunque la actividad intelectual se extendió por toda la costa mediterránea de habla griega: Demócrito de Abdera, Diógenes de Apolonia, Empédocles de Agrigento, y, sobre todo, Hipócrates y la Escuela médica de Cos son buen ejemplo de ello.
Diógenes de Apolonia, tomando teorías anteriores yrefundiéndolas con nuevos postulados, tomaba el aire como elemento primitivo fundamental en el universo, lo que tuvo una clara influencia en varios escritos hipocráticos".
A su vez, Demócrito, aparte de formular con especial agudeza la teoría atomista, escribió sobre múltiples cuestiones de gran repercusión en la medicina de su época. Notablemente, sus teorías sobre la naturaleza como norma razonableopuesta al azar, sus estudios acerca de la etiología o explicación razonada y causal de todos los hechos su concepción sobre el hombre al que tiene por «un universo en pequeño (microcosmos)»'', su postulado de que el semen procede de todas las partes del cuerpo sus especulaciones sobre la salud y la enfermedad tuvieron amplia influencia en algunos escritos hipocráticos, como Sobre la generación ySobre la naturaleza del niño.
La presencia de Empédocles en la colección hipocrática", y la importancia de los postulados de Anaxágoras entre los médicos' han sido también bien estudiadas. Los sofistas también dejaron numerosas huellas en los planteamientos y esquemas formales de varios tratados hipocráticos. Precisamente, el movimiento sofístico contribuyó poderosamente al surgimiento de variasciencias, o, al menos, a la revolución cultural que se tradujo en el nacimiento vigoroso de varias parcelas del saber humano con la suficiente independencia como para adquirir verdadero rango científico.

Tales ciencias formaron, cada una por sí, un conjunto autónomo de conocimientos que podían ser racionalmente explicados y transmitidos.
Así, pues, en los últimos decenios del siglo v,aparte de los matemáticos, geómetras y astrónomos, que nos han llegado en estado sumamente fragmentario pero suficiente para saber de sus logros, nos encontramos con una Historia que adquiere rango científico gracias al designio de Tucídides, con una Oratoria que estudia de forma racional los sinónimos, el origen del lenguaje y las diferencias entre prosa y poesía; pero, ante todo, nos vemos ante unaMedicina racional que sienta las bases de un conocimiento científico.
En el terreno médico, a mediados del siglo v a.C. no servían ya las viejas explicaciones mitológicas sobre la enfermedad y la curación. Por un lado, se decía que el titán Prometeo, al tiempo que enseñaba las letras y los números a los mortales, les dio los primeros conocimientos médicos como si de un primer inventor setratara'. Por otra parte, era Asclepio quien pasaba por ser el mítico fundador de la medicina'". Hijo de Apolo, el dios sanador y protector de la Medicina, fue discípulo, según es fama, del centauro Quirón. Sea como fuere, en época histórica hallamos en Grecia varios templos consagrados a Asclepio, y en ellos, con diversas variantes, se trataba de sanar a los enfermos que allí acudían recurriendo aprácticas supersticiosas y mágicas, mientras los pacientes dormían entre sueños relacionados con el dios y con la propia curación.
El templo de Epidauro es el más alto exponente de esa medicina teúrgica y divinizada, atendida por una casta sacerdotal de alto prestigio. El santuario de Asclepio en Cos es, según los arqueólogos, de la primera mitad del siglo IV a.C, con lo que resultan infundadas las...
tracking img