Huasipungo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (461 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Huasipungo
Jorge Icaza Coronel, autor de huasipungo murió hace 28 años, vivió 72. Pero su nombre ha quedado joven, inmortal, detenido a los 28 años, edad que tenía cuando en 1934 publicó huasipungo,su primera novela.
Sí señores. Vengo a darles razón de que he leído la obra cumbre de este escritor quiteño, Huasipungo. Es decir vengo a hablar de grandeza literaria, pues Huasipungo es patrimoniode la cultura universal. Y de novela vengo a hablar, pues resulta el género que más aprecio y el que debe picar la curiosidad de la juventud, para acercarse al glorioso mundo del pensamiento.Mediante huasipungo llego a conocer lo que era o es (porque siguen habiendo casos parecidos), ese miserable sistema del husipunguismo, la aparecería y otras lacras del trabajo rural. ¿Cómo puede suceder, quede por vida, por unos miserables metros de tierra entregados hasta mientras se pudran de trabajo en la hacienda generaciones de generaciones de campesinos, cómo puede suceder, pregunto, a vista ypaciencia de las autoridades, los curas, la fe santa y la policía tibia, tonta bajeza?¡Pues sucedía!
* Don Alfonso López huye de la ciudad a su hacienda y refugiado allí comienza a hacer trabajarcon mas ferocidad a los indios huasipungueros. El cura, el teniente político, de los dominadores, apoyaban toda la explotación de parte del terrateniente. “para construir una carretera se apaleara alos indios”.
* “Para abrir una acequia, se apaleara a los indios”.
* “Para disque producir, para construir, para cosechar. Para todos los indios serán la mano de obra brutalmente tratada.* En cambio, sus necesidades incluido el hambre, o la de convivir marido con su mujer, la de pretender tener un hijo de los dos, serán menospreciadas hasta obligar a comer carne podrida o dejar morira la parturienta.
Literatura de denuncia llamaron a la de Icaza y se burlaron de él los literarios, y que vaya que eh leído Huasipungo, con enorme estupor, hasta las lágrimas, pues no sabía en...
tracking img