Impacto economico del sida

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 49 (12059 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El impacto económico del VIH/SIDA | Escuche esta nota | |
Para el año 2005, América Latina y el Caribe deberán gastar alrededor de 550 millones de dólares para atender a las personas con VIH/SIDA.Por Stefano Bertozzi, Marjorie Opuni y Juan-Pablo Gutiérrez*CIUDAD DE MÉXICO.- Empezó el nuevo milenio y no se materializaron las predicciones apocalípticas de hace 20 años, cuando inició la pandemiadel VIH/SIDA. Sin embargo, la enfermedad está profundizando la pobreza en numerosos países.La magnitud de la pandemia en las regiones más pobres del planeta ha llamado la atención de la comunidad internacional, debido a sus potenciales efectos globales en un escenario de frágil estabilidad mundial.En algunos de los países más afectados por VIH/SIDA del sur de África, la expectativa de vida paralos niños que nacieron en el año 2000 fue hasta 30 años menos de lo que hubiera sido antes de que se presentara la pandemia.Es claro que este dato va a reflejarse en los indicadores macroeconómicos de esos países: el Banco Mundial estima que con una prevalencia (número de casos con relación a la población) de VIH/SIDA de 20 por ciento en 1999, Sudáfrica proyecta para 2010 un Producto Interno Bruto(PIB) 17 por ciento más bajo de lo que hubiera sido sin la presencia del virus.Pero la situación es aún más grave cuando consideramos el efecto sobre los hogares afectados. Sólo en África, más de 12 millones de niños perdieron a sus padres a consecuencia de la pandemia. Para otros millones de hogares, el VIH/SIDA provoca una importante pérdida de ingresos, al afectar a los integrantes másproductivos de la familia. En América Latina, aunque no se ha llegado a los niveles de emergencia del continente africano, el número de nuevos casos se está incrementando aceleradamente. Sobre todo en América Central y El Caribe. Un estudio de la Universidad de las Indias Occidentales pronostica que para el año 2005, el PIB caerá 6,4 por ciento en Jamaica y 4,2 por ciento en Trinidad y Tobago aconsecuencia de la enfermedad. El resultado: reducción en los ahorros y las inversiones e incremento del desempleo en sectores clave como la agricultura y la industria manufacturera. Pero incluso antes de que el impacto de la pandemia se note en los indicadores nacionales, el VIH/SIDA ya representa una carga importante para las finanzas públicas, sobre todo en el sector salud.En algunos estados del Caribe,los pacientes con VIH/SIDA ocupan hasta un 25 por ciento de las camas hospitalarias.En Brasil, sólo los gastos en antirretrovirales, fármacos que combaten los retrovirus como el VIH/SIDA, representaron más de 300 millones de dólares en 2000. Costa Rica destina siete millones de dólares para el mismo fin, a pesar de que la incidencia del virus allí es relativamente menor.De acuerdo a un estudiopublicado recientemente en la revista estadounidense Science, América Latina y el Caribe deberá gastar alrededor de 550 millones de dólares en 2005 para atender a las personas con VIH/SIDA, y esto considerando que se mantengan precios bajos para los antirretrovirales. A ese monto, habrá que sumar una cantidad similar en prevención si queremos frenar la pandemia. Conforme avanza el tiempo, el VIH/SIDAse concentra cada vez más entre las poblaciones pobres. Mientras los más ricos aprenden a protegerse y cuentan con los recursos para hacer del VIH/SIDA un padecimiento crónico, los pobres permanecen vulnerables, tanto por las mismas características de la pobreza -bajo nivel educativo, escaso acceso a información y a servicios de salud-como por sus finanzas limitadas.Aunque se puede aplicar estaafirmación tanto a Brasil como a Botswana, la situación es particularmente problemática en América Latina y el Caribe, la región del mundo con mayor inequidad en la distribución del ingreso. Por mayor o menor que sea la prevalencia del virus en un país, lo cierto es que el VIH/SIDA profundiza la pobreza e incrementa aún más la desigualdad.* Stefano Bertozzi es Director de Economía y Políticas de...
tracking img