Independencia de colombia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 477 (119024 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 23 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Robin Cook
Cromosoma 6

Título de la edición original: Chromosome 6
Traducción del inglés: Ma. Eugenia Ciocchini

Para Audrey y Barbara, gracias por ser unas madres maravillosas

Matthew J. Bankowsky, director de virología clínica, medicina molecular y desarrollo de la investigación, Laboratorios DSI.

Joe Cox, doctor en derecho, especialista en derecho fiscal ycorporativo.

John Gilatto, doctor en veterinaria, profesor adjunto de patología veterinaria, Facultad de Veterinaria de la Universidad de Tufts

Jacki Lee, doctor en medicina, jefe del Instituto Forense de Queens, Nueva York

Matts Linden. Piloto comandante de American Air Lines.

GUlNEA ECUATORlAL

Coco Beach
3 de marzo de l997, 15.30 horas.
Cogo, Guinea EcuatorialDado que poseía un título en biología molecular, otorgado por el MIT y obtenido mediante una estrecha colaboración con el Hospital General de Massachusetts, Kevin Marshall se sentía profundamente avergonzado de su aprensión a los procedimientos médicos. Aunque jamás lo habría reconocido públicamente, someterse a un simple análisis de sangre o ponerse una vacuna constituían un auténtico calvario paraél. Las agujas eran su bete noire particular. La sola visión de estos artilugios hacía que su ancha frente se perlara de sudor. En una ocasión, durante sus años de estudiante, llegó al extremo de desmayarse cuando lo vacunaron contra la rubéola.

A sus treinta y cuatro años, tras un largo período de investigación en biomedicina, parte de ella llevada a cabo con animales vivos, debería habersuperado la fobia, pero lo cierto es que no lo había conseguido. Y ésa era la razón de que en esos momentos no se encontrara ni en el quirófano 1A ni en el 1B. Había preferido permanecer en la sala de asepsia intermedia; y allí estaba ahora, inclinado sobre la pila de desinfección, una posición privilegiada que le permitía mirar a través de las ventanillas circulares de los dos quirófanos... hastaque sentía la necesidad de desviar la mirada.

Los dos pacientes llevaban unos quince minutos en sus respectivas salas, donde los preparaban para sendas operaciones. Los dos equipos de cirugía conversaban en voz baja en un aparte. Con los gorros y los guantes puestos, estaban preparados para comenzar.

No se había oído gran cosa dentro de los quirófanos, excepto las palabras derigor entre el anestesiólogo y los dos técnicos anestesistas mientras administraban la anestesia general a los dos pacientes. El anestesiólogo iba y venía de un quirófano a otro, para supervisar las operaciones y estar a mano si se presentaba algún problema.

Pero no habían surgido problemas; al menos por el momento. Sin embargo, Kevin estaba nervioso. Para su sorpresa, no lo embargaba la mismasensación de triunfo que había experimentado durante los tres procedimientos previos, cuando se había regocijado ante el poder de la ciencia y de su propia creatividad.

En lugar de júbilo, Kevin sentía una incipiente inquietud.

Su malestar había empezado a gestarse casi una semana antes, pero ahora, mientras observaba a aquellos pacientes y reflexionaba sobre sus respectivospronósticos, la inquietud adquiría una desconcertante intensidad. El efecto era semejante al que le producía pensar en agujas: tenía la frente empapada en sudor y le temblaban las piernas. Tuvo que cogerse a la pila para mantener el equilibrio.

La puerta del quirófano 1A se abrió de súbito, sobresaltándolo, y apareció una mujer con ojos de color azul pálido, enmarcados por la mascarilla y elgorro. Kevin la reconoció de inmediato: era Candace Brickmann, una de las enfermeras de cirugía.

-Ya hemos instaurado una vía intravenosa y los pacientes están anestesiados -dijo Candace-. ¿Está seguro de que no quiere entrar? Vería mucho mejor.

-Gracias, pero estoy bien aquí-respondió Kevin.

-Como quiera.

La puerta se cerró tras ella, que volvió a entrar en uno de...
tracking img