Insulina

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 32 (7987 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Anales de Medicina Interna
versión impresa ISSN 0212-7199
An. Med. Interna (Madrid) v.22 n.7 Madrid jul. 2005
 
 
|Manejo del paciente diabético hospitalizado |
|M. C. CARREÑO HERNÁNDEZ, J. SABÁN RUIZ1, A. FERNÁNDEZ BALLESTEROS2, |
|A. BUSTAMANTEFERMOSEL3, I. GARCÍA POLO4, V. GUILLÉN CAMARGO5, |
|M. LÓPEZ RODRÍGUEZ6, J. A. SÁNCHEZ RAMOS7 |
|Hospital Puerta de Hierro. 1Hospital Ramón y Cajal. 2Hospital Severo Ochoa. Leganés (Madrid). |
|3Hospital Gregorio Marañón. 4Hospital de La Princesa. 5Hospital 12de Octubre. 6Hospital La Paz. |
|7Hospital Clínico Universitario San Carlos. Madrid |
|  |

Carreño Hernández MC, Bustamante Fermosel A, Fernández Ballesteros A, García Polo I, Guillén Camargo V, LópezRodríguez M, Sabán Ruiz J, Sánchez Ramos JA. Manejo del paciente diabético hospitalizado. An Med Interna (Madrid) 2005; 22: 339-348.
[pic]
Trabajo aceptado: 4 de abril de 2005
Correspondencia: María Cruz Carreño Hernández. Hospital Puerta de Hierro. C/ San Martín de Porres, 4. 28035 Madrid
[pic]
INTRODUCCIÓN
El paciente diabético representa un30-40% de los pacientes atendidos en los Servicios de Urgencias Hospitalarios y un 25% de los hospitalizados, tanto en las áreas médicas como quirúrgicas. Un 50% de ellos no sabe que es diabético. De los que conocen su enfermedad sólo un 10-20% están en revisión periódica por la misma y dispone de al menos una hemoglobina glicosilada realizada en el último año, y una minoría (< 10%) ha recibidouna educación diabetológica supervisada. En una mayoría de los casos, la causa del ingreso no es la diabetes sino otra enfermedad intercurrente y, frecuentemente, la diabetes es descompensada por el tratamiento de la misma. De esta forma, el paciente diabético que acude al hospital no llega en las mejores condiciones posibles y lo recibimos infradiagnosticado o con mal control previo, y en losinfrecuentes casos en los que estaba bien, se ha descompensado por un proceso agudo y/o por la medicación del mismo.
La problemática del paciente diabético ingresado en un gran hospital no se parece en nada a la de hace 20 años. Ha cambiado la enfermedad, el enfermo y se diría que hasta ha cambiado el médico. Los criterios diagnósticos han sido reiteradamente modificados (1-3) (Tabla I) y eltratamiento ha adquirido tal complejidad que sólo una minoría de médicos se siente cómodo en el manejo de todos los grupos de antidiabéticos orales, insulinas, o su combinación (4); el enfermo es más mayor y con más peso; en un porcentaje muy alto cumple los criterios de síndrome metabólico y además con frecuencia es portador de una enfermedad crónica, relacionada o no con la diabetes. Ingresa porun episodio agudo, generalmente infección, insuficiencia cardiaca o ambos, y para mayor dificultad en su manejo "no come", ¿se puede pedir más? En relación con el tipo de médico, el médico internista de un hospital, ya sea grande o pequeño, ha sido injustamente postergado por las otras especialidades médicas durante años, pero en este campo se siente cada vez más útil por tratarse de un enfermocomplejo en el cual, la diabetes y las otras enfermedades del paciente se interfieren recíprocamente y el éxito del control metabólico va a depender del manejo integral del mismo. Por otra parte, sólo un buen control garantizará la evolución satisfactoria de una neumonía, insuficiencia cardiaca, sepsis urinaria, infarto de miocardio, etc., por no hablar del éxito quirúrgico.
[pic]...
tracking img