Jldskfhdjfk

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 22 (5393 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Resumen del argumento

Capítulo I. Empieza la novela con la descripción del ambiente triste de una casa grande, destartalada, después del funeral del padre de Carlos y Sofía. Ha terminado la estación de las lluvias en el Trópico. También está con ellos Esteban, primo de Carlos y Sofía, quien después de quedar huérfano, había sido criado en la casa de sus primos como un hijo más. Sufreataques de asma con frecuencia; se dedica a la lectura y su cuadro predilecto "es una gran tela, venida de Nápoles; de autor desconocido que, contrariando todas las leyes de la plástica, era la apocalíptica inmovilización de una catástrofe. Explosión de una Catedral, se titulaba aquella visión de una columnata esparciéndose por el aire en pedazos —demorando un poco en perder la alineación, en flotaro para caer mejor— antes de arrojar sus toneladas de piedra sobre gentes despavoridas" (pp. 18-19).

Sofía se había educado en un colegio de monjas, en régimen de internado, y Carlos, después de los primeros estudios, se dedica a la administración de la hacienda de la familia. Su padre era comerciante y tenía un gran almacén en La Habana. Pasa el año de luto, que aprovechan los tres jóvenespara desentenderse de todo compromiso social y permanecer en casa. Un día, un comerciante francés, de una edad intermedia, "era un hombre sin años —acaso tenía treinta, acaso cuarenta, acaso mucho menos—" (p. 31), llama a la puerta cuando la servidumbre estaba fuera y ellos tres durmiendo. Deja una tarjeta de visita por debajo de la puerta que dice: Víctor Hugues —negociant— Port-au-Prince.Vuelve a las diez de la noche, e insiste tanto en llamar que un criado le deja entrar. Traía cartas de presentación para el padre difunto y, tanteando el ambiente de los jóvenes, consigue con atrevimiento —procura, por ejemplo, que Esteban cure de su asma, llamando a un amigo suyo, el Dr. Ogé, mulato que estudió en París— formar parte de esta pequeña familia.

Víctor, que refleja un dominanteafán de imponer pareceres y convicciones (p. 31), influye en los tres: "era inteligente para el comercio (...) estaba, sin embargo, por el reparto de tierras y pertenencias, la entrega de los hijos al Estado, la abolición de las fortunas..." (p. 53). El albacea que el difunto comerciante había nombrado se considera responsable de los tres jóvenes, y vela por sus amistades. Víctor se enfrenta conél y consigue desplazarlo. Mientras tanto, en Europa, la Revolución está en marcha en la última parte del siglo XVIII. Del Dr. Ogé son estas palabras: "'Hemos rebasado las épocas religiosas y metafísicas; entramos ahora en la época de la ciencia. La estratificación del mundo en clases carece de sentido. Hay que privar al interés mercantil del horroroso poder de desatar las guerras. La humanidadestá dividida en dos clases: los opresores y los oprimidos'. La costumbre, la necesidad y la falta de ocios impiden a la mayoría de los oprimidos darse cuenta de su condición: la guerra civil estalla cuando la sienten. Los términos de libertad, felicidad, igualdad, dignidad humana, regresaban continuamente en aquella época" (p. 71).

Víctor, dueño de la situación, les convence para embarcarsehacia Port-au-Prince, Francia ultramarina, donde tiene su comercio y su almacén. La Revolución ha llegado a Haití: los esclavos se han sublevado y queman y destruyen todo lo que encuentran, incluido lo que pertenecía a Víctor: "Los tres llegaron a un solar yermo, donde algunas maderas calcinadas se erguían aún, humeantes, escamadas de cenizas, entre pequeñas hogueras. El negociante se detuvo,tembloroso, crispado, con el sudor cayéndole de la frente, de las sienes, de la nuca. Les hago los honores de la casa —dijo—. Allí estaba la panadería, aquí el almacén" (p. 86).

Huyen al puerto de Santiago de Cuba pero Víctor no puede acercarse a La Habana porque ha sido denunciado como masón. Mientras, sigue adoctrinando a los jóvenes, asegurándoles que "... se estaba asistiendo, allá, al...
tracking img