La actitud critica de sergio rabade

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 18 (4433 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
La actitud crítica en Sergio Rábade Romeo

El profesor Sergio Rábade Romeo es. a la vez, un erudito historiador
de la filosofía y un profundo pensador personal. Sus grandes obras sobre Guillermo de Occkam. Hume y Kant son autoridad, así como sus trabajos sobre los Griegos, el Medioevo, Descartes, Spinoza. Leibniz, Husserl o Merleau-Ponty. Su amplia cultura le lleva a nutrirse tanto de losPreso-

cráticos, Platón. Aristóteles. Platino. Santo Tomás o Bacon, como de PonRoyal. Bergson. Nicolai Hartmann, Cassirer. Sartre, etc. Por otra parte. sus pesquisas doctrinales y personales sobre la verdad, el método, el conocimiento. el irracionalismo, el a priori, la modernidad, etc., captan la

más cuidadosa atención. Con Rábade se halla uno en pesencia de un filósofo original que da pruebade un cierto eclecticismo, en su potente tentativa para conciliar un cierto realismo onto-teológico con la feno-menologia y con un criticismo ampliamente revisado. Entre tan numerosa aportación desearía aquí, en estos breves marginalia, subrayar algunos
aspectos que me parecen particularmente interesantes y novadores. En primer lugar, la noción de método es cercada muy finamente y seguida en surica hermenéutica por Rábade. Aunque señala ya las premisas de ese metodicismo desde el siglo X¡\’, en los nominalistas, el gusto por el método se afirma, sobre todo en plenitud, con el siglo XVII; es el leir-motiv de toda la modernidad: «la modernidad filosófica tiene como uno de sus caracteres básicos una irrenunciable preocupación metodológica» (Método y pensamiento en la modernidad. Madrid,Narcea, 1965. p. 14).

El héroe de este movimiento no es otro que René Descartes quien, en su
Discours de la Méthode, en sus Regulae ad directionem ingenii, en sus Principio~ en sus Canas y en sus Meditationes Metaphysicae, ha coronado la ruptu-

ra de la tradición escolástica, por su definición de preceptos claros y estrictos regentando el método. La crisis de la síntesisaristotélico-escolástica (árabe o cristiana) —sistema viciado, entre otros, por su realismo ingenuo y por los abusos de las
Ana/ev dcl Seminario de Meta/Awa Núm. Extra. Homenaje a .51 Rál,ade. [itt. Complutense. 992

88

Guj’, A.

disputas silogísticas (muchas veces logomáquicas)— había dejado un vacio que no había conseguido colmar el humanismo renacentista, gravado él mismo por una cultura libresca que seatascaba dentro de camorras sobre textos, bastante bizantinas. Descartando todos los conocimientos puramente verosímiles y demasiado aproximativos, la nueva filosofía predica la investigación de lo cierto, de lo claro y distinto: la evidencia se convierte en criterio. En esta perspectiva. Rábade cita un texto de Bacon, distinguiendo tres métodos diferentes: el de los empiristas. quienes. a ejemPío delas hormígas. se limitan a amontonar hechos sin ningún orden: el de los racionalistas, quienes, a ejemplo de las arañas, sacan todo de su propia sustancia: en fin. el de los rectos espíritus, quienes. a semejanza de las abejas, toman prestado de su vecindaje tina materia que transforman por una integral reeclaboración. Pascal. desde esta perspectiva, sobrepone el espiritu de flnura por encima delespiritu de geometría. Port-Royal y el Janseismo siguen esta tendencia, aunque de manera más vaga. Spinoza sujeta todo a los procedimientos de la geometría. Rábade recensiona los diversos tópicos (explicitos e implícitos) del método, descuartizado entre la razón y la experiencia: muestra que el método no puede ser neutral, pues apunta claramente a obtener la salud de nuestro espíritu por medio detina terapéutica apropiada. Se trata de traspasar un saber acumulativo e histórico, con el provecho de un saber ordenado y escapando a las contingencias a los accidentes. En atención a esto, las matemáticas son el modelo de esta refbrma de la inteligencia: así, la simplicidad está requerida (cf.. Pp. 146-170). ya se trate de la síntesis o del análisis. Sin embargo. Rábade insiste sobre este...
tracking img