La cronicas de narnia- el leon, la bruja y el ropero

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 159 (39535 palabras )
  • Descarga(s) : 1
  • Publicado : 5 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
LAS CRÓNICAS DE NARNIA II
El león, la bruja y el armario

C. S. Lewis

Digitalizado por http://www.librodot.com

Librodot

Las crónicas de Narnia II

C. S. Lewis

2

2

Librodot

Librodot

Las crónicas de Narnia II

C. S. Lewis

3

Para Lucy Barfield

3

Librodot

Librodot

Las crónicas de Narnia II

C. S. Lewis

4

MI QUERIDA LUCY: Escribí estahistoria para ti, pero cuando la empecé no había caído en la cuenta de que las muchachas crecen más rápidamente que los libros. Por lo tanto, ya eres mayor para los cuentos de hadas y, para cuando el relato esté impreso y encuadernado, serás aún mayor. Sin embargo, algún día serás lo bastante mayor para volver a leer cuentos de hadas, y entonces podrás sacarlo de la estantería superior, quitarle el polvoy decirme qué opinas de él. Probablemente, yo estaré tan sordo que no te oiré, y seré tan viejo que no comprenderé nada de lo que digas... A pesar de todo seguiré siendo... tu afectuoso padrino,

4

Librodot

Librodot

Las crónicas de Narnia II

C. S. Lewis

5

CAPÍTULO 1 Lucy se mete en el armario
Había una vez cuatro niños que se llamaban Peter, Susan, Edmund y Lucy, y estahistoria cuenta algo que les sucedió cuando los enviaron lejos de Londres durante la guerra debido a los ataques aéreos. Los llevaron a la casa de un anciano profesor que vivía en el centro del país, a más de quince kilómetros de la estación de ferrocarril más cercana y a tres kilómetros de la oficina de correos más próxima. No tenía esposa y vivía en una casa muy grande con un ama de llaves llamadaseñora Macready y tres sirvientas. (Se llamaban Ivy, Margaret y Betty, pero no son muy relevantes para el relato.) El profesor era un hombre muy viejo con una desgreñada mata de pelo blanco que le tapaba gran parte del rostro, además de la cabeza, y a los niños les cayó bien casi de inmediato; aunque la tarde en que llegaron, cuando salió a recibirlos a la puerta principal, su aspecto les resultótan raro que Lucy, que era la más joven, le tuvo un poco de miedo, y Edmund, que era el siguiente más joven, sintió ganas de echarse a reír y tuvo que fingir todo el tiempo que se sonaba la nariz para disimular. Aquella primera noche, en cuanto dieron las buenas noches al profesor y subieron a acostarse, los chicos fueron a la habitación de las chicas y discutieron la situación. -Nos ha tocado lalotería, no cabe duda -dijo Peter-. ¡Esto es genial! Ese anciano nos dejará hacer todo lo que queramos -dijo Peter a Susan, Edmund y Lucy. -Yo pienso que es un anciano encantador -comentó Susan. -¡Vamos, anda! -exclamó Edmund, que estaba cansado aunque fingía no estarlo, algo que siempre lo ponía de malhumor-. No empieces a hablar así. -¿Cómo? -inquirió ella-. Y además, ¡tendrías que estar ya en lacama! -Intentas hablar como mamá -replicó Edmund-. Y ¿quién eres tú para decir cuándo tengo que irme a la cama? ¿Por qué no vas a dormir tú? -¿No sería mejor que nos fuéramos todos a dormir? Seguro que se armará un buen alboroto si nos oyen hablando aquí. -No, ¡nada de eso! -afirmó Peter-. Os digo que ésta es la clase de casa donde a nadie le va a importar lo que hagamos. De todos modos, no nosoirán. Es necesario andar al menos diez minutos para ir desde aquí al comedor, y también hay una buena cantidad de escaleras y pasillos entre un sitio y el otro. -¿Qué es ese ruido? -dijo Lucy de repente. Era una casa mucho más grande que cualquier otra en la que la niña hubiera estado jamás, y pensar en todos aquellos pasillos largos e hileras de puertas que conducían a habitaciones vacíasempezaba a inquietarla un poco. -No es más que un pájaro, boba -contestó Edmund. -Es un búho -afirmó Peter-. Este sitio será un lugar maravilloso para observar pájaros. Me voy a acostar. Propongo que vayamos de exploración mañana. Se puede encontrar de todo en un sitio como éste. ¿Visteis esas montañas cuando veníamos? ¿Y los bosques? A lo mejor hay águilas. O quizá ciervos. Seguro que hay halcones....
tracking img