La evaluacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 50 (12399 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Evaluación: concepto, tipología y objetivos
Ma. Antonia Casanova
El concepto como base de la estrategia de actuación
Como ya quedó indicado en el capítulo I al hablar, en general, sobre la
evolución del concepto de evaluación, éste se ha ido transformando y ha ido
incorporando nuevos elementos a su definición según se ha profundizado en su
sentido, sus aplicaciones y las virtualidadesque ofrece en los diferentes ámbitos de
aplicación, que también han quedado señalados.
Ciñéndonos a los procesos de enseñanza y aprendizaje y, más en concreto, a
la evaluación de los aprendizajes que alcanza el alumnado, la concepción de la
misma también ha variado con el paso del tiempo y el avance en las teorías de la
psicología evolutiva y la psicología del aprendizaje.

Desde suscomienzos, la evaluación aparece influida por su procedencia del
campo empresarial. Por eso, al igual que los empresarios miden cuantitativamente
los resultados de su producción, en el campo educativo se pretendió medir el
progreso del alumno cuantificando lo aprendido. Ello hace que se equipare a
.medida. y que durante muchos años (demasiados, ya que en ocasiones llega hasta
nuestrosdías) lo que se intente al evaluar es medir la cantidad de conocimientos
dominados por los alumnos. Las cabezas bien llenas a las que aludía Montaigne han
resultado objeto principal de la evaluación de aprendizajes. La aparición de los tests
y las escalas graduadas a principios del presente siglo1, absolutamente cuantificadas
y automáticamente aplicables, contribuyeron a dar carta denaturaleza a esta
concepción evaluadora. Pedagogos prestigiados y con una absoluta profesionalidad
y categoría educativa, adoptan durante largo tiempo este concepto, aun intentando
claramente que su incidencia no resultara negativa para la formación de los niños o
jóvenes, ya que el examen como única prueba y el número como expresión del
resultado se prestan, sin duda, a numerosasarbitrariedades y a faltas de rigor en su

1 Rice es el primer psicólogo que aplica una prueba formal para medir la ortografía de 30.000
escolares (1897-1898) y Thorndike elabora la primera escala graduada para .la escritura a mano de
los niños. en 1909, que se publica en 1912. Siguieron los tests y escalas de Courtis, Ayres, Hillegas,
Buclungham y otros, sobre materias tales como aritmética,escritura, composición y ortografía.
Paralelamente, en 1905 aparece la escala de inteligencia Binet-Simon, revisada en 1908 y 1911, con
el concepto de edad mental (versión de 1908). Su adaptación a Estados Unidos data de 1916: Escala
de inteligencia Stanford-Binet, cuya versión de Terman —que incorpora el concepto de cociente
intelectuales la mas aceptada y difundida.

aplicación; amparándose,además, en la aparente objetividad del número para
encubrir su improcedente modo de valorar. La cita que reproduzco a continuación, de
Alejandro Galí (1934, 34 y 37), es expresiva de esta situación, en exceso generali-
zada:

Otros sistemas de control también equívocos, son las puntuaciones y los
exámenes. En el primero de dichos sistemas se han hecho verdaderas filigranas
decombinación y cálculo que tienen toda la apariencia de una determinación
objetiva de conocimientos. Nada más lejos de la realidad. Hay que tener
presente que la base de cálculo de las puntuaciones son las notas dadas por los
maestros de una manera fundamentalmente arbitraria, no como pudiera
suponerse por mala fe, sino por falta de elementos de referencia fidedignos.
¿Por qué una lección o unejercicio vale siete puntos, y no ocho o seis? ¿Es que
el maestro puede dar fe de un exacto y postivo trabajo de contraste improvisado
en un instante? (...) En este siete o en este ocho que se quieren adjudicar con
tanta sensatez y justicia influyen, a despecho de uno mismo, mil circunstancias
de temperamento personal, variable a cada momento que pasa, y mil
aspiraciones y tendencias...
tracking img