La histeria caso dora

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 61 (15092 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La Histeria
(Con Caso Dora)

Las fantasías histéricas y su relación con la bisexualidad (1908)

En las llamadas fantasías histéricas se pueden discernir importantes nexos para la causación de los síntomas neuróticos.
Estas fantasías son unos cumplimientos de deseo engendrados por la privación y la añoranza; llevan el nombre de «sueños diurnos», pues proporcionan la clave para entenderlos sueños nocturnos, el núcleo de cuya formación no es otro que estas fantasías diurnas complicadas, desfiguradas y mal entendidas por la instancia psíquica conciente.
Todos los ataques histéricos que he podido indagar hasta ahora probaron ser unos tales sueños diurnos de involuntaria emergencia. En efecto, la observación no deja subsistir duda alguna: de estas fantasías, las hay tantoinconcientes como concientes, y tan pronto como han devenido inconcientes pueden volverse también patógenas, vale decir, expresarse en síntomas y ataques.
La fantasía inconciente mantiene un vínculo muy importante con la vida sexual de la persona; en efecto, es idéntica a la fantasía que le sirvió para su satisfacción sexual durante un período de masturbación. El acto masturbatorio (onanista) secomponía en esa época de dos fragmentos: la convocación de la fantasía y la operación activa de autosatisfacción. Originariamente la acción era una empresa autoerótica pura destinada a ganar placer de un determinado lugar del cuerpo, que llamamos erógeno. Más tarde esa acción se fusionó con una representación-deseo tomada del círculo del amor de objeto y sirvió para realizar de una manera parcial lasituación en que aquella fantasía culminaba. Cuando luego la persona renuncia a esta clase de satisfacción masturbatoria y fantaseada, la fantasía misma, de conciente que era, deviene inconciente; y si la persona permanece en la abstinencia y no consigue sublimar su libido, vale decir, desviar la excitación sexual hacia una meta superior, está dada la condición para que la fantasía inconciente serefresque, prolifere y se abra paso como síntoma patológico, al menos en una parte de su contenido.
Los síntomas histéricos no son otra cosa que las fantasías inconcientes figuradas mediante «conversión», y en la medida en que son síntomas somáticos, con harta frecuencia están tomados del círculo de las mismas sensaciones sexuales e inervaciones motrices que originariamente acompañaron a lafantasía, todavía conciente en esa época.
La técnica psicoanalítica permite, primero, colegir desde los síntomas estas fantasías inconcientes y, luego, hacer que devengan concientes al enfermo. Y por este camino se ha descubierto que el contenido de las fantasías inconcientes de los histéricos se corresponde en todos sus puntos con las situaciones de satisfacción que los perversos llevan a cabo conconciencia. También las formaciones delirantes de los paranoicos son unas fantasías de esa índole, si bien han devenido concientes de manera inmediata; sus portadores son los componentes sadomasoquistas de la pulsión sexual. Todo cuanto puede averiguarse acerca de la sexualidad de los psiconeuróticos se obtiene por este camino de la indagación psicoanalítica, que lleva desde los llamativossíntomas hasta las fantasías inconcientes escondidas.
El nexo de las fantasías con los síntomas no es simple, sino múltiple y complejo. Por regla general, un síntoma no corresponde a una única fantasía inconciente, sino a una multitud de estas (sobredeterminación del síntoma); por cierto que ello no de una manera arbitraria, sino dentro de una composición sujeta a leyes.
En vista de su interésgeneral, me extralimito del tema de esta comunicación para insertar una serie de fórmulas acerca de la naturaleza de los síntomas histéricos.
1. El síntoma histérico es el símbolo mnémico de ciertas impresiones y vivencias (traumáticas) eficaces.
2. El síntoma histérico es el sustituto, producido mediante «conversión», del retorno asociativo de esas vivencias traumáticas.
3. El síntoma...
tracking img