La hisyoria de un pan

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1729 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La Historia de un Pan

Ma. del Carmen Rodríguez Torralba
Diplomado en Liturgia
Curso superior
Materia La Eucaristía
Profesor: P. José Guadalupe Martínez
19 de julio de2007
La Historia de un Pan

Un hombre compra una semilla, prepara la tierra y siembra un sueño, el sueño de darle a su familia comida, vestido, educación,… el sueño de darles amor. Trabaja y se desvela por su sueño. Riega su trigal, le protege de las plagas y así continua trabajando por su sueño de amor. El tiempo llega, y la planta llega a su plenitud y es tiempo de cosecharla y de prepararel grano para ser transformado en harina, harina que será alimento para esa familia a la que tanto ama y su sueño se va convirtiendo en realidad. Ya la harina en casa, una mujer la toma, la mezcla, la prepara, la observa y la espera hasta que se convierte en una bella y esponjada masa lista para convertirse en un pan. Al hornearse el trigo muere definitivamente, deja de ser trigo para serahora alimento que da la fuerza, la energía para vivir. La familia se sienta a la mesa y comparte el pan. En ese pan, están la alegría y el sufrimiento de unos padres que aman a sus hijos y los quieren ver crecer y ser felices; Quieren permanecer unidos y construir un futuro pleno. En ese pan, también están las alegrías y sufrimientos de los hijos, que comparten su vida al partir el pan. Entrepláticas, risas y, tal vez, uno que otro desacuerdo, la familia hace de eso, que algún día fue una simple semilla, un signo, un símbolo de su amor, de su unión. Después cada quien se irá a sus deberes pero ahora cargados de esa “fuerza” que les dio un sencillo pedazo de pan compartido.

En otro lugar, o tal vez ahí mismo, un ser infinitamente amoroso también tiene un sueño, el sueño de compartir sufuerza, de compartir su amor y entonces, crea. En su criatura pone todo su amor. Su criatura lo rechaza, sin embargo, Él permanece. Como el padre que siempre aguarda a que su hijo regrese (Lc 15, 11-32). Él en su infinito amor quiere comunicarse con su criatura, reanudar la amistad, hacer una Alianza. Él conoce a su criatura y quiere que ella lo conozca, entonces encarna en una criaturasemejante a ella. Ese ser que es amor decide experimentar el dolor, el sufrimiento, la alegría y la vida de su criatura. Siembra en el vientre de una mujer su semilla que es amor encarnado. Esa mujer observa, espera para dar a luz a un ser que es plenitud (Jn 1, 14).

En medio de sus criaturas, crece como una de ellas y va conociendo sus vidas y comprendiendo el dolor del otro y lo hace suyo y alhacerlo suyo crece en sabiduría (Lc 2,52) y se va transformando y se entrega aún más a ellas. Así como la semilla que alguna vez sembró un campesino, ahora Él deja de serlo para convertirse en pan para ellos. Sus palabras, su comprensión, su misericordia, su amor infinito les da fuerza, les hace sentirse amados, les hace descubrirse hijos del Amor y hermanos de su Encarnación. Esas criaturasdesoladas y vacías se van haciendo más personas, se van perfeccionando en el amor del que se entrega por ellas. El amor encarnado ama cada vez más, pues su amor es perfecto, reconoce que sólo dando la vida por ellas podrá liberarlas del dolor, de la opresión. Podrá establecer un Alianza permanente.

En una cena donde se reúne con aquellos que son su familia, sus amigos (Jn 15,15) comparte elpan. Un pan elaborado con el trigo que algún día sembraron y en el que van sus alegrías, sus recuerdos, sus dolores, sus vidas, sus dudas. Al compartir ese pan, Él también comparte su vida pero para siempre (Jn 6,51). Se queda en ese Pan para que ellos puedan permanecer en su amor y tener vida en abundancia (Jn 15,1-17). El hombre se convierte en un tabernáculo capaz de vivir la encarnación en...
tracking img