San Agustín, en el siglo IV de nuestra era, cierto día de su juventud pudo observar a San Ambrosio, obispo de Milán, en pleno ejercicio de la lectura. Sus impresiones las recoge en un pasaje de su célebre libro Confesiones. Este pasaje demuestra el sentimiento de asombro por la manera tan peculiar de leer que tenía el obispo, distinto de todo lo conocido hasta ese momento. Este nuevo método cautivó al santo a tal punto que él mismo lo asumió y lo recomendó como forma de lectura por excelencia. Reza el fragmento:

Cuando leía, sus ojos corrían a lo largo de la página y su mente percibía el sentido, mas la lengua y la voz se quedaban inmóviles. A menudo,hallándonos allí - cualquiera podía entrar, pues no se solía anunciar la llegada de un visitante - lo observábamos mientras leía, en silencio, nunca de otra forma, y, tras quedarnos sentados - ¿quién se atrevería a turbar una concentración tan intensa? -, íbamos conjeturando que, en ese rato de tiempo en el que conseguía dedicarse a relajar su mente, libre por fin del ruido de los problemas ajenos, no querría ser distraído ni explicar a un oyente atento e interesado ningún pasaje oscuro del texto que estaba leyendo, ni discutir sobre una cuestión particularmente difícil, acabando por perder, de tal modo, una parte del tiempo destinado a la lectura, a pesar deque resultara mucho más probable que hubiese empleado este tipo de lectura silenciosa para ahorrar la voz, que se le debilitaba con gran facilidad. No importaba la razón por la que lo hiciera: para un hombre así, no podía ser sino buena.

El nuevo método era la lectura silenciosa. Tres mil años después de haberse inventado la escritura, nacía la forma moderna de lectura. Antes de eso, la lectura coral y el dictado era el medio preferido de los monjes para introducirse en el mundo de las Sagradas Escrituras y su interpretación. La lectura silenciosa permitió una mejor concentración y una reflexión más autónoma.

La historia de cómo el hombre ha [continua]

Leer Ensayo Completo

Cite este ensayo

APA

(2012, 08). La lectura silenciosa. BuenasTareas.com. Recuperado 08, 2012, de http://www.buenastareas.com/ensayos/La-Lectura-Silenciosa/5065505.html

MLA

"La lectura silenciosa" BuenasTareas.com. 08 2012. 2012. 08 2012 <http://www.buenastareas.com/ensayos/La-Lectura-Silenciosa/5065505.html>.

MLA 7

"La lectura silenciosa." BuenasTareas.com. BuenasTareas.com, 08 2012. Web. 08 2012. <http://www.buenastareas.com/ensayos/La-Lectura-Silenciosa/5065505.html>.

CHICAGO

"La lectura silenciosa." BuenasTareas.com. 08, 2012. consultado el 08, 2012. http://www.buenastareas.com/ensayos/La-Lectura-Silenciosa/5065505.html.