La magia agoniza bajo las luces de una ciudad marchita

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (520 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La magia agoniza bajo las luces de una ciudad marchita. Aquí nadie cree en nadie, nadie cree en nada. Ni siquiera las estrellas se animan a iluminar el cielo de esta puta sin nombre, sin dueño. Encambio, una masa espesa de gases rosa le roba el espacio aéreo.
En este cubo flanqueado por todos los ángulos, los habitantes rumian, día a tras día, sus pequeñas vidas, poco a poco. Un paso a lavez. Uno, dos, tres y de regreso. Desde hace ya algún tiempo se niegan a mirarse, el contacto visual es como abrir una puerta, los hace vulnerables, los reduce, los conecta y a estas alturas no haytiempo para conexiones, no hay tiempo para experimentos. Las puertas no se abren, más bien se cierran los círculos y cada uno se encierra en el suyo. Entes independientes, intolerantes, insidiosos,insignificantes, insípidos. Mutilados de sentido, vagan por los espacios que están obligados a ocupar, contagiándoles su desazón, convirtiéndolos en lugares estériles.
La noche, la de romance, la de luz deluna con seres de manos entrelazadas son un antiguo recuerdo que sólo algunos pueden presumir. La noche, como todo aquí, perdió su encanto. La noche que fue la excusa para vagabundear y soñar, esaquí una cadena, cajón de madera con clavos y cruces. Cuando la tarde se muere y su última luz alarga las sombras de los desgraciados, se escucha el sonido de jaulas que se cierran. Se dice que laciudad descansa, pero es mentira. La ciudad se muere. Está muerta. La mataron en el momento en que le quitaron el derecho a respirar la noche, a vivirla hasta que sucumbía y se dejaba atrapar por lacalidez del día. En ese instante, perdido en la memoria, en el que los desgraciados no pudieron más desahogar los días ahogándolos en licor, comenzó la cuenta regresiva y esta puta, que de ninguna manerase conforma con una santidad impuesta, se empezó a podrir y todos con ella.

Recuerdan los que lo vivieron que hubo un tiempo en el que todos se pusieron muy calientes y salían a la calle a...
tracking img