La Microeconomia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1251 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de julio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las ofertas y demandas competitivas.
A los precios fijados por el subastador, los hogares y las empresas formalizan sus elecciones, sus preferencias, las cuales se traducen en ofertas y demandas. Sabemos que esas preferencias se constituyen fundadas en el principio de maximización de la utilidad o del beneficio según el caso, pero ello no es suficiente para caracterizarlas completamente. Portal razón el modelo de competencia perfecta agrega una hipótesis adicional sobre el comportamiento o la sicología de los agentes.
Competencia perfecta y anticipaciones
En tanto que un individuo enfrenta un precio, lo puede interpretar como una “señal” sobre el estado de las ofertas y demandas de otros individuos, para sacar ventaja de esta información. Así pues, si anticipa un alza de precios deun bien, puede comportarse como demandante “a título especulativo”, y no porque su consumo le permite maximizar su utilidad o su beneficio. En ese caso, las reglas “marginalistas” usuales no se pueden aplicar o, al menos, deben ser adecuadas.
Incluso si un individuo no busca especular, puede que constate que a ciertos precios fijados, las ofertas y demandas no concuerdan (por lo demás es el casogeneral y que los precios se escogen al azar); dicho de otra manera, el individuo está sometido a restricciones, diferentes a su restricción presupuestal, bien sea al nivel de aprovisionamientos, o al nivel de entregas; se habla en este caso de restricciones cuantitativas. Es racional de su parte reaccionar constituyendo inventarios, adelantando una campaña publicitaria, etc. Ahora, en estecaso, su comportamiento no se puede reducir a un cálculo simple de maximización. Frente a estas dificultades, el modelo de competencia perfecta procede de manera radical, atribuyendo a los hogares o a las empresas un comportamiento que algunos califican de “ingenuo” o “miope”. En efecto, supone que unos y otros establecen sus planes basándose sólo en la “señal” enviada por los precios fijados, sinconsiderar las eventuales restricciones cuantitativas que podrían soportar o en las consecuencias de sus acciones reducidas sólo a ofertas y demandas. Semejante comportamiento, que parece poco racional, se puede justificar invocando el marco institucional de la competencia perfecta, donde el subastador dirige el juego, fijando los precios según su buen juicio, centralizando las ofertas ydemandas individuales donde no haya intercambios antes de que se “encuentren” los precios de equilibrio. En la medida en que cada cual acepta las reglas del juego, acepta también el comportamiento pasivo que se le atribuye en el modelo. Las ofertas y demandas establecidas con base de un tal comportamiento son denominadas competitivas o en ocasiones walrasianas. Tienen sus características propias segúnlas
empresas o los hogares.
Las ofertas y demandas competitivas de los hogares.
A priori estas ofertas y demandas no tienen un problema particular: los hogares que disponen de recursos limitados su dotación inicial, no pueden ofrecer ni demandar cantidades ilimitadas de un bien. Dicho de otra manera sus preferencias son definidas si sus gustos lo son. Evidentemente la forma de sus preferenciasdepende de la misma forma de su relación de preferencias. De tal manera, si un consumidor “prefiere las combinaciones”, entre dos canastas juzgadas equivalentes, prefiere la formada por la mitad de un bien y la mitad de otro, y si desea consumir al menos “un poco” de cada bien, entonces conservará la canasta para la cual sus tasas marginales de sustitución entre sus diversos bienes son iguales asus relaciones de precios.
Dicho de otra manera, escoge la canasta de bienes en las cuales sus tasas de cambio subjetivas(dadas por sus tasas marginales de sustitución), son iguales a las tasas de intercambio objetivas, dadas por los precios fijados. Además, el valor de la canasta del bien óptimo debe ser igual al ingreso del hogar. En efecto, si ése no fuera el caso, es decir, si un hogar...
tracking img