La oralidad en el proceso civil

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2923 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Acerca de la Oralidad en el Proceso Civil Peruano

Alberto Hilario Medina Salas

I. Introducción

Un sistema procesal civil eficiente debe construirse sobre la base de principios fundamentales, como la economía (de gastos y esfuerzos), de ahí que muchos códigos adopten diversas previsiones que apuntan a la simplificación y abreviación del proceso[1].
Íntimamente ligados a la economía estántambién los principios de concentración y celeridad que procuran reunir toda la actividad procesal en la menor cantidad posible de actos y de tiempo, evitando su dispersión con el consecuente dispendio inútil de la actividad jurisdiccional.
Muchos legisladores coinciden en reconocer en la oralidad el mecanismo para lograr la concentración o centralización del debate en una o varias audienciassucesivas, separadas por cortos lapsos temporarios[2] con lo que asumen se optimizaría el funcionamiento del sistema de administración de justicia.
Para que la oralidad no termine como un avance “simbólico” del derecho nacional, como la mera adscripción a una “moda procesal” o como un mero maquillaje externo del sistema de administración de justicia, debe asumirse como un complejo de reformasestructurales del proceso civil que se articulen con otros principios como la inmediación y que permitan a los magistrados acceder a un mayor conocimiento y a un mejor seguimiento de cada caso.
Cualquier reforma procesal no debe construirse sobre la defensa de la oralidad por la oralidad, sino que debe relacionar y cohesionar dicha oralidad con la consecución de objetivos de eficiencia y efectividadde la tutela jurisdiccional que se alcanzan finalmente con la presencia del juez en las actuaciones judiciales y con la emisión de la resolución sin dilaciones indebidas en el tiempo.
Apostar por la oralidad, hace necesario tomar conciencia de la triple interdependencia de oralidad, inmediación y publicidad y es que la consecución de la inmediación en la actuación del juez y de la publicidad delas resoluciones judiciales precisan de la oralidad como forma del proceso.

II. Antecedentes

Desde la década de los setenta se desarrolló en Latinoamérica una corriente de procesalistas que “coincidieron en la necesidad de un proceso más ágil y más cercano al individuo”, ellos a la vez que buscaban soluciones adecuadas para aquello, procuraban se instalen en los diversos países deLatinoamérica, sistemas procesales uniformes[3].
Las reformas propuestas tomaron en cuenta la realidad latinoamericana, con sus carencias económicas, técnicas y materiales y sus peculiares características (escrituralidad, falta de inmediación y fuertes limitaciones del Poder Judicial entre otras), que limitaban la posibilidad de una justicia eficiente, y la canjeaban por una justicia excesivamenteburocrática.Esta realidad latinoamericana, no es difícil de verificar en el sistema procesal del Perú, el cual desde sus inicios configuraba su “escrituralidad”.
El proceso civil peruano tiene sus orígenes en el sistema romano, que fue reproducido en las Siete Partidas españolas del año 1265. Este derecho procesal español se introdujo en el continente americano y específicamente en el Perú desde la épocacolonial. En la época republicana la Ley de Enjuiciamiento Civil española de 1855, de la misma raíz de las Siete Partidas pero reelaborada, sirvió de base para las leyes de Procedimiento Civil en el Perú.
Afirmaremos entonces que el sistema actual ha perdurado en nuestro país desde sus inicios como república, sin tomar en cuenta que la dinámica del mundo requiere cambios a todo nivel que ellegislador nacional procura implementar sobre la base de un sistema oral que pretenden construir sobre dos pilares fundamentales: a) La adaptación de nuestro proceso a modernos sistemas procesales del Derecho comparado; y, b) El cumplimiento de los principios enunciados por el procesalista uruguayo Enrique Véscovi, que deben regir el proceso.

III. La forma escrita versus la forma oral

Es...
tracking img