La sangre

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1076 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Dios y el problema del mal.

La experiencia del mal en el mundo.

En la experiencia que el ser humano tiene del mundo, en su historia individual y colectiva, descubre diversas paradojas entre las características que tendrán que tener Dios y su actuación, de ser real, y lo que muestran los datos históricos y sus experiencias.

Para muchos, Dios tendría que manifestar su presencia al serhumano como verdad ultima de la realidad. A Dios, de existir ---afirman---, habría que atribuirle las características de bondad infinita y suprema justicia. Como tal. Tendría que haber creado al ser humano con sus necesidades naturales satisfechas o, por lo menos, acudir en ayuda de su angustiosa experiencia del mal.

Explicaciones sobre Dios.

Desde hace muchos siglos, el ser humano se haplanteado la paradoja, las dificultades de hacer compatible la idea y la creencia en un Dios bueno, justo y omnipotente con la cruel realidad del mal. Se han desarrollado diversas explicaciones al respecto:

• Dios no es responsable del mal. Este aspecto depende de otro ser absoluto, causante del mal.
• El mal no existe en cuanto tal. Se trata tan solo de una limitación del bien. Elmundo es imperfecto, y el bien existente, como cualquier otro aspecto, participa de esa naturaleza limitada.
• Este mundo es el mejor mundo posible. Desde una perspectiva global, las condiciones de este mundo son las menos malas posibles, salvando la autonomía del universo y la libertad humana.
• El sufrimiento. Tiene como causa el pecado humano. El hombre es causante de su propio mal.Dios no hace sino aplicar su justicia purificada.

El mal cuestiona la fe.

Existe en el ser humano un deseo de bien y felicidad. Percibe el mal como ausencia de ese bien, que puede experimentar parcialmente. La experiencia del mal choca con esa tendencia instintiva a la felicidad, a la realización, a la plenitud. Las experiencias traumáticas sobre el mal o la muerte pueden conducir a laspersonas a una doble salida:

• Negación de la trascendencia. no puedo existir un Dios que tolere el mal y no haga por evitarlo. El mal perdura y triunfa definitivamente sobre las personas, con la última aniquilación.
• Apertura a un sentido del mundo. Más allá de la experiencia histórica, de la limitación, la frustración, el dolor. Al aceptar la trascendencia ---aunque sea de formaparadójica---, se da un sentido a la lucha contra el mal.

Las causas del sufrimiento humano.

Se puede apuntar una doble causa del dolor que padecen las personas:

• Las leyes de la naturaleza. Dios ha otorgado a la creación un funcionamiento autónomo, sustentado en unas leyes naturales. El funcionamiento de esas leyes conlleva la aparición de grandes catástrofes, como sequías, terremotos,erupciones volcánicas.
• La actuación de las personas. El mal moral es causa de una buena parte del dolor humano: asesinatos, robos, humillaciones, explotación, injusticias…

El Dios de Jesús.

La fe cristiana no solo afirma la existencia de Diosa, en medio de todas estas preguntar sobre la condición sufriente de la humanidad, sino que afirma que Dios escribe a través de Jesús un capituloradicalmente nuevo en su relación con el ser humano.

Desde la fe cristiana, el problema del mal no es un problema teórico, de explicaciones, de justificaciones.

El sufrimiento, su fuerza, su superación, se asumen no teorizando sobre el mal, sino adoptando una persistente actitud de bien, de amor y lucha para remediar todos los sufrimientos, todas las cruces del mundo.

El poder de Dios.

Tehe hecho a ti.

El cielo devuelve, transformado, el grito de quien clama por el sufrimiento. Asciende un grito dolorido; baja una presencia y una misión, un compromiso.

¿Es el mal un castigo por el pecado?

Los judíos creían firmemente que todo dolor era castigo por un pecado, y que los pecados de los padres podían ser castigados en los hijos y descendientes. Jesús no aborda la cuestión...
tracking img