La soledad de los numeros primos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2410 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Pontifica Universidad Católica
Curso Fundamentos Filosóficos de la Medicina y de la Odontología 2010
Constanza Cecilia Gallyas Ortiz

La Soledad de los Números Primos

La realidad es compleja. Dentro de esta realidad existen seres inorgánicos, inertes o inanimados. Otros son seres orgánicos, vivos o animados, cada uno con cualidades diferentes. Pero, sin embargo, en la escala ascendente delos seres naturales, el más complejo, es el ser humano. Ya que además del conocimiento sensible posee también el conocimiento intelectual, es decir posee inteligencia que le permite actuar tanto voluntaria como involuntariamente. Esto lógicamente lo beneficia y le permite dominar a todos los otros seres naturales, pero a la vez complica su existencia llenándolo de sentimientos, de metas yobjetivos, insertándolo en una sociedad donde hay leyes y códigos morales, donde sus actos son clasificados como buenos o malos según su cultura y donde sus actos no pueden ser guiados siempre por sus impulsos ya que estos podrían ser condenados.
Como Santo Tomás diría “La vida del hombre consiste en sus acciones”, son nuestras acciones las que definen nuestra vida. Cada una de las acciones que tomamosa lo largo de ella nos va marcando como persona y esta es una característica propia del ser humano que nos diferencia de los animales. Ya que tenemos un carácter unitario, al tener la capacidad de sentir y de comprender. Tanto el hombre como el animal buscan el placer y una forma para satisfacer aquella necesidad, ellos se inclinan hacia algún objeto según un apetito. El apetito sensible es “elque nos inclina a adquirir lo que falta para alcanzar la máxima expresión de nuestra naturaleza”1, es decir nos permite saciar nuestras necesidades básicas para vivir y las más abstractas, como producir alegría en un amigo. Siendo estos, objetivos que no responden a necesidades corporales, entonces sólo pueden surgir de aquella facultad que nos distingue de todos los demás seres.
Frente a un mismoestímulo, las personas pueden reaccionar de maneras muy diferentes. Esta diversidad en comportamientos se debe a que en nuestro interior se despiertan distintos afectos, sentimientos, emociones o pasiones. Estos no se pueden controlar, simplemente afloran dentro de nosotros y nos llevan a actuar de determinada forma. Tanto los impulsos que surgen de nuestra naturaleza como la realidad externaque se nos presenta a nuestra percepción y comprensión, estremecen de alguna manera nuestra subjetividad, provocándola.
La voluntad nos hace apetecer y tender hacia lo que la razón nos muestra como bienes. Ella no nos inclina hacia lo que la razón nos muestra como un mal. El mal no motiva a nuestra voluntad, sólo lo que la razón nos muestra como un bien la motiva ya que ella tiende siempre hacialo considerado como bien. “La voluntad es un apetito de lo bueno captado por la inteligencia.”2 Tenemos que entender la maldad como la ausencia de bien, entonces siempre actuamos buscando un bien para nosotros que puede ser un mal para otro, es decir no actuamos por un bien común sino que por un bien personal. No actuamos persiguiendo un mal porque sería una acción inmotivada.
“La libertad esfalta de impedimentos, pero para lo que le corresponde a cada ser existente. En la medida que un ser pueda desplegar y tender hacia lo que le corresponde, es que será libre, y no lo será si existe algo que se lo impida.”3 Libertad es en definitiva la ausencia de represión, pero de aquella que atenta contra la operación propia de cada ser. “Cada ser está constituido por una esencia que le otorga unanaturaleza y un fin al cual tiende, y ese ser será libre en la medida que pueda actualizar sus potencialidades.”3

Todos estos temas, entre otros, fueron tocados en los seminarios. Ellos están muy presentes en la vida diaria y son representados y caracterizados de variadas formas por los personajes e historias del libro “La Soledad de los Números Primos” escrito por Paolo Giordano, joven...
tracking img