La trampa de la globalizacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1013 palabras )
  • Descarga(s) : 6
  • Publicado : 8 de octubre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
ENSAYO
La idea principal con la que Hans-Peter Martin y Harald Schuman empiezan el libro es que, en el futuro, se prevé que el 80% de la población vivirá a expensas del 20% restante. Esta predicción la realizó un grupo de 500 expertos que se reunieron en San Francisco en 1995 para estudiar el panorama del siglo XXI. Esta idea se fundamenta en que no habrá puestos de trabajo para más gente, yaque las empresas aumentarán sus beneficios sustituyendo a los trabajadores actuales por nuevas tecnologías que sean capaces de realizar el mismo trabajo con un menor esfuerzo. Así se observan actualmente un gran número de reducciones de plantilla en las fábricas, debidas también a los nuevos competidores por los puestos de trabajo industriales del mercado global. Éstos no son otros que lostrabajadores de Europa del Este y del Sur-Sureste Asiático, que realizan su trabajo por menos dinero. Un ejemplo muy claro que nos dan los autores es que con el salario que cobra un trabajador de Suiza, se puede pagar el salario de tres trabajadores indios que realicen el mismo trabajo. Se nos cita el hecho de que empresas como Nike o Mattel subcontratan fábricas en el tercer mundo para minimizar losgastos, empleando en ocasiones mano de obra infantil.
También se nos expone el hecho de que los ejecutivos de los multimillonarios fondos de inversión y las grandes multinacionales recortan el poder de “decisión” de los Estados nacionales. Atraídos por las promesas de grandes beneficios y de crecimiento económico para sus países, que realizan los grandes ejecutivos, los políticos ceden el podereconómico que les compete a los dirigentes del poder económico que practican un capitalismo salvaje, sin tener en cuenta que están empujando a millones de personas a una situación de extrema necesidad y de desempleo de larga duración. Dentro de las pocas opciones que tienen los trabajadores está la rebaja de sus pretensiones salariales y de sus derechos laborales y ciudadanos. Como consecuencia deldescenso de la calidad del trabajo y de las condiciones de vida de la mayoría de los ciudadanos, se prevee que en el futuro viviremos en grandes ciudades sumidas en la pobreza donde existan pequeños pueblos donde los ricos podrán convivir sin que el resto del mundo les moleste. Se pone como ejemplo a Brasil.
Como es lógico, los autores cargan contra EUA por su forma de manejar la situación económicaactual. Como representante del capitalismo feroz que hoy nos gobierna, EUA tiene gran parte de la culpa de los problemas y las injusticias económicas existentes. También se pone de manifiesto su desacuerdo con la dependencia que todas las economías mundiales tienen hacia la norteamericana.
Hans-Peter Martín y Harald Schumann también nos exponen, como una clave por la que es muy difícil cambiarel guión económico actual, el caso de los paraísos fiscales, donde grandes narcotraficantes y estafadores “lavan” enormes cantidades de dinero negro. Hubo propuestas para intentar controlar los movimientos de divisas, la llamada Tobin Tax. Tobin propuso establecer un impuesto sobre todas las transacciones de divisas, para evitar los desplazamientos ingentes de capital que provoca la globalizacióneconómica. Se habló de un impuesto del 1% sobre todas estas actividades. Pero esta propuesta sólo puede ponerse en práctica si todos los países del mundo la llevan a cabo, ya que conque uno solo no lo hiciera se convertiría en un nuevo paraíso fiscal. Como era de esperar, esta propuesta se quedó en nada.
Una de las causas de los paraísos fiscales es la negativa de las multinacionales a pagar unosimpuestos que consideran excesivos. Debido al mercado transnacional se pierde la soberanía nacional de algunos países y la identidad nacional de las empresas.
OPINIÓN PERSONAL
La verdad es que este libro me ha sorprendido porque, aunque nunca he confiado en los supuestos “poderes benignos” de la globalización, tampoco creía que el “circo” de la economía mundial fuese tan extremamente...
tracking img