La zozobra de la universidad, entre el desastre y la oportunidad

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2238 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA ZOZOBRA DE LA UNIVERSIDAD, ENTRE EL DESASTRE Y LA OPORTUNIDAD

Jeffer Harvey Cabezas
Fabio Alejandro Casas
Alfonso Tamayo Valencia

Este texto se escribe desde el dolor, desde el amor que nos debe unir como seres humanos y como sujetos de derecho, pero también desde una disertación racional y pensada para los colombianos. En vista de la gran multitud que en los últimos meses hamanifestado –y manifestará- su inconformismo, frente a la propuesta de reforma a la ley 30 de Educación Superior, se puede afirmar que el sentimiento  de resistencia  es compartido en pro del derecho a  la educación en nuestro país.
Se puede ver claramente que la educación tiene dolientes; la mayoría coincidimos en que la reforma a la ley 30 realmente vulnera el sistema de la Educación Superiorcolombiana, desde diversas aristas. Pero tal vez, la que más ha suscitado el mayor repudio, es el ingreso del capital privado – a través de la mercantilización de la educación-, con ánimo de lucro, a la educación superior, convirtiéndose en el detonante, de una crisis anunciada.
En otras palabras, lo anterior sugiere un desamparo por parte del estado y de las instituciones que tienen la responsabilidad desustentar la universidad, como bien de una nación. Esto es, en otras palabras, que la universidad se ve abocada a transigir, a buscar en otros rumbos, en otras empresas, los apoyos financieros que requiere para desarrollar sus investigaciones, sus procesos académicos y administrativos. Esto implica que la autonomía universtaria, es decir, su espíritu mismo, pierda su ámbito y tenga que sercompartido, con los grupos económicos y sociedades, que pueden tener diversos intereses, que no siempre están en concordancia con el sentido y la pertinencia de la academia (Cabezas & Casas, 2010).
Así las cosas, es necesario partir diciendo que la Universidad, tanto de carácter estatal o  privado, se encuentra al servicio de la sociedad, y por tanto, la universidad se debe entender como un bienpúblico; entonces es responsabilidad del estado fomentarla y financiarla, pero sus fines y funciones no pueden delegarse a intereses particulares y mucho menos mercantiles. La universidad adquiere sentido dentro de un proyecto social de largo aliento, que apunte a la construcción de una sociedad justa, democrática y equitativa. Su significado tiene que ver con la vida misma del país y, en ella, sejuega la identidad del profesional como ciudadano y la creación y recreación de la cultura nacional. (Tamayo, 2008).
El abandono estatal origina, para la universidad una situación de acorralamiento, en donde, como ya lo denotaría Boaventura de Sousa (2006), cuando se considera esta como un producto susceptible de ser explotado, en función única y exclusiva de su carácter económico, origina elahondamiento en su concepción de vulnerabilidad  desde su propia crisis institucional y desde las características que la sociedad le ha designado: hegemonía, legitimidad y autonomía. 
En realidad, los estudiantes han salido a la calle para mostrar su inconformismo, girando alrededor de la incertidumbre, con pancartas, arengas y antorchas. Su lucha no es solo de ellos; el profesor, bajo contadasexcepciones, parece un fantasma, no se hace presente en medio de esta devastación, cuando en verdad, esta lucha es y debe ser suya; asimismo, otros seres están afuera de la escena: los padres de familia, el profesorado nacional, los rectores, la sociedad en general, porque no se está hablando de una afectación a los estudiantes universitarios, sino a todos los colombianos, como perdedores directos deeste desastre.
La universidad, como centro de investigación y conocimiento, no puede ser reemplazada desde el modelo empresarial y estar sujeta a la disposición del mercado, que a la larga buscará producir mano de obra barata, tecnificada y cualificada, según su propia y sesgada visón de calidad.
La reforma a la ley 30 no sólo plantea una crisis para la educación pública, sino que al estar la...
tracking img