Lapazpor la fuerza

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1445 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La paz por la fuerza (Ciro Alegría)

Sucedió que de pronto comenzaron a revolotear los cóndores, allá abajo, lejos, sobre una hoyada. Y una vaca principió a mugir con mugidos agudos y empavorecidos y luego otras vacas contestaban e iban hacia ella corriendo. Y bramaban también los cerros y entonces se ponían de pie más vacas, que mugían a su vez y corrían hacia la tropa que ya se habíaformado en torno a la que dio el primer alarido. Y conforme iban juntándose las vacas, iban juntándose los cóndores y una especie de rueda vibrátil y negra cernía su amenaza sobre el ganado. Por último, los cóndores descendían planeando vigorosamente y las vacas corrían de un lado para el otro, saltando, dando vueltas, rechazándolos con astas. Silverio estaba lejos, pero creía percibir el zumbartrepidante de las alas, la ganchuda prestancia del pico y las garras, la cólera ronca de los graznidos y los resoplidos medrosos y cargados de furia, y el golpe sordo de los saltos potentes, y el brillo fugaz de las cornamentas buidas. Era una lucha poderosa y frenética cuyo final no podía calcularse. Llegaban más y más cóndores, llegaban más y más vacas. Las vacas mugiendo y corriendo, brotadasinsospechadamente de las laderas amarillas, de las encañada rojas, de los montales verdinegros; los cóndores, caídos verdaderamente del cielo, de un cielo, de un cielo inmensamente azul, en vuelo raudo. Y he allí que, de entre unos arbustos rodeados por las vacas, se incorporó penosamente un pequeño animal blanco y negro. Era un ternero que había nacido la noche anterior sin duda. Viendo mejor lapresa, los cóndores redoblaron la furia de sus ataques y las vacas el celo de su defensa. Quizás alguna vaca sangraba ya, acaso algún cóndor tenía el pecho herido. Era todo una sucesión impetuosa de aletazos y cornadas. Y he allí que la vaca madre se acerca al pequeño y lo lame en medio de la baraúnda y se pone a su lado y lo incita a caminar. Y el frágil ser se esfuerza, hasta que logra andar, ymadre e hijo avanzan entre la tropa que sigue mugiendo, luchando, desesperándose. Y he allí que hay una quebrada verde y denso bosque y que madre e hijo ingresan y se pierden en él, seguido de unas cuantas vacas. Y he allí, por fin, que lo cóndores viéndose detenidos por el muro de ramas, comienzan a irse elevando el vuelo lentamente y el ganado que permaneció fuera de la quebrada se va calmando,otea y toma, poco a poco los amarillos senderos. Unos momentos después los últimos cóndores se pierden en la inmensidad azul y las vacas, quietas, descansan al pie de los árboles o ramonean el pasto por aquí y por allá. Un toro mulato, parado sobre una loma, brama profunda y poderosamente y su bramido llena la tierra, llena los cielos y es como un llamado a la paz por la fuerza…

AnálisisMorfológico

Secuencia 1: Ataque de los cóndores al rebaño

Fechoría a cometer: v/s Ayuda a realizar:
Capturar una presa Defender al rebaño

Fechoría: v/s Proceso de ayuda:
Atacar y provocarSe agrupan para defenderse de los
una pelea cóndores

Fechoría cometida: v/s Ayuda ejecutada:
Logran provocar una batalla Su defensa produce una batalla

Secuencia 2: Defensa del ternero

Ayuda a realizar: v/sFechoría a cometer:
La madre quiere proteger Los cóndores quieren alimentarse
al ternero desvalido presente
en la batalla

Proceso de ayuda: v/s Fechoría:
Lo incita a caminar Refuerzan la pelea persiguiendo
escapando de...
tracking img