Leamos la ciencia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1535 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Díaz, José Luis. El ábaco, la lira y la rosa: Las regiones del conocimiento. Fondo de Cultura Económica (Colección La ciencia para Todos. número. 152) 2ª edición. México. 2003.
José Luis Díaz se graduó de la Facultad Nacional de Medicina de la UNAM como médico cirujano de neurofisiología, de donde actualmente se encarga de la Unidad de Psicología y Conducta, además de ser investigador asociadode Psychiatric Research Laboratories. Él es el autor de la obra El ábaco, la lira y la rosa: Las regiones del conocimiento; conformada por 11 capítulos, índice, prefacio, introducción y bibliografía de cada capítulo, que consta de 268 páginas, donde da a conocer su investigación realizada acerca del conocimiento y factores que pueden alterarse, así mismo menciona ejemplos de las distintaspersonas en las que se basó para elaborar su obra y poderla publicar, con la finalidad de que el público lector se acerque más a este campo de estudio.
Capítulo 1. Conocimiento y método: los vértices del juego. (págs. 17-40). Éste capítulo cuenta el origen y la función del conocimiento desde el origen filosófico hasta la relación objeto-sujeto, y viceversa. También nos cuenta acerca de la experienciade Jase Luis Díaz al poder adquirir conocimiento. El autor nos plantea los distintos tipos de conocimiento que podemos adquirir: el conocimiento perceptual, por consenso, el aceptable y el aprendido, y así mencionarnos que este último se fragmenta en: conocimiento operacional, almacenado y vivencial o disposicional.
Capítulo 2. Sistemas y cambios: el sendero de la estructura. (págs. 41-66). Eneste capítulo el autor nos menciona la manera con que se puede estudiar un ente, y el intercambio de materia-energía, y que está integrado por elementos del nivel previo a los que llama subsistemas, y dice que podríamos sintetizar todo en lugar de sumar sus partes u alguna otra forma de fragmentarlo y observar sus partes. También nos muestra, que cuando en un sistema una variable se modificaafecta a todo, se mantiene en equilibrio, lo cual hace referencia a que se somete a un proceso adaptativo. Sobre su forma, hace referencia a que es algo que ya conocemos y lo único que podemos hacer es reconocerlo; la forma contiene información que a su vez se convierte en comunicación, que por su parte utiliza símbolos para conformar un lenguaje, entendamos por lenguaje el método gráfico queutilizamos para poder comunicarnos con las personas de nuestro alrededor que manejen el mismo sistema de comunicación y por comunicación el poder transmitir un mensaje.
Capítulo 3. Ética y saber: los emblemas del valor (págs.67-87). El doctor Díaz hace referencia en ese capítulo a Francisco Hernández y a los árabes para poder mostrarnos ejemplos de los iniciadores del conocimiento y la trascendenciaque consiguieron al paso del tiempo; con este tema llega el autor a la conclusión de que la filosofía es la única ciencia que llega a unir a el arte, la sabiduría y el conocimiento. Nos dice que el valor implica intereses, creencias, actitudes y opiniones; así mimo deduce que un tema de interés social traería como consecuencia un debate ético, puesto que afecta a la comunidad en general.
Capítulo4. Lucha y poder: la violencia de la utopía (págs. 88-107). Dentro de este capítulo nuestro autor muestra que la violencia no es un agente hereditario, sino que se va construyendo al momento de tener contacto con las personas con las que convivimos , el autor dice que cada quien debe de identificar su violencia y controlarla. También nos da a conocer las diversas ciencias dedicadas al estudio delcomportamiento humano.
Capítulo 5. .Mito y cultura: la arquitectura del símbolo (págs. 108-131). Díaz ahora nos habla sobre la creencia de cómo los mitos tratan de explicar el origen y la destrucción del hombre, a través de hechos y seres fantásticos, como Quetzalcoatl dios de diversas culturas.
Capítulo 6. Ciencia y arte: la inteligencia de las musas (págs. 132-152). En el contenido de éste...
tracking img