Lectio divina

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1764 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
¿No ardía acaso nuestro corazón?
Pistas para la meditación

Domingo 11 de octubre
28º durante el año

Marcos 10, 17-30
17 Cuando se puso en camino, un hombre corrió hacia él y, arrodillándose, le preguntó: "Maestro bueno, ¿qué debo hacer para heredar la Vida eterna?".
18 Jesús le dijo: "¿Por qué me llamas bueno? Sólo Dios es bueno.
19 Tú conoces los mandamientos: No matarás, no cometerásadulterio, no robarás, no darás falso testimonio, no perjudicarás a nadie, honra a tu padre y a tu madre".
20 El hombre le respondió: "Maestro, todo eso lo he cumplido desde mi juventud".
21 Jesús lo miró con amor y le dijo: "Sólo te falta una cosa: ve, vende lo que tienes y dalo a los pobres; así tendrás un tesoro en el cielo. Después, ven y sígueme".
22 El, al oír estas palabras, seentristeció y se fue apenado, porque poseía muchos bienes.
23 Entonces Jesús, mirando alrededor, dijo a sus discípulos: "¡Qué difícil será para los ricos entrar en el Reino de Dios!".
24 Los discípulos se sorprendieron por estas palabras, pero Jesús continuó diciendo: "Hijos míos, ¡Qué difícil es entrar en el Reino de Dios!.
25 Es más fácil que un camello pase por el ojo de una aguja, que un rico entreen el Reino de Dios".
26 Los discípulos se asombraron aún más y se preguntaban unos a otros: "Entonces, ¿quién podrá salvarse?".
27 Jesús, fijando en ellos su mirada, les dijo: "Para los hombres es imposible, pero no para Dios, porque para él todo es posible".
28 Pedro le dijo: "Tú sabes que nosotros lo hemos dejado todo y te hemos seguido".
29 Jesús respondió: "Les aseguro que el que hayadejado casa, hermanos y hermanas, madre y padre, hijos o campos por mí y por la Buena Noticia, 30 desde ahora, en este mundo, recibirá el ciento por uno en casas, hermanos y hermanas, madres, hijos y, campos, en medio de las persecuciones; y en el mundo futuro recibirá la Vida eterna.

La trama vital...
- La maravilla de lo difícil. Ese título me surge al releer este texto varias veces y percibirla interconexión entre sus tres escenas. Hoy la Iglesia nos invita a no diseccionarla sino a “leerlas juntas”, como capítulos de una misma Palabra que se nos da como mensaje provocativo y enseñanza sapiencial del día.
- La maravilla de lo difícil: la vocación cristiana. La maravilla de lo difícil: el Reino.
- La maravilla es que Dios esté aquí y el Reino se nos dé como posibilidad. O muchomejor, que se nos dé como Vocación, fraternidad expandida en vínculos diversos y gozosos, comunión de bienes generosísima, esperanza inquebrantable pese a la persecución, bienes sólidos que llenan el corazón, que lo desbordan. Y en el centro de esto, un amor poderoso, un gran amor, un amor interpersonal con ese Dios que, en Jesús, me mira personalmente, con amor individualizado. Y al que respondo conmi amor de seguidor que por Él lo deja todo.
- Lo difícil es soltarse. Soltar las manos de lo que nos da seguridad hoy. Soltarnos de vínculos que atesoramos por valiosos pero que –como el anillo de Tolkien cuando cae en manos desprevenidas- propendemos a que nos fascinen y roben la libertad y perviertan el rumbo.
- Rico es “el seguro de sí mismo en virtud de sí mismo”. Su auto-retroalimentadaseguridad viene de su riqueza o fama o cuerpo o linaje o logros o jerarquías o ideologías o pertenencias o méritos… ya sean todas estas cosas reales o presuntas. De entre ellas, “las cosas que tenemos” nos atan asombrosamente. Nuestra corporeidad que nos encarna se prolonga en “nuestras propiedades privadas”. Ahí caben lo necesario, lo útil, lo conveniente, lo provechoso, lo holgado, lo ya excesivo,lo lujoso, lo superabundante, lo escandalosamente sobrante. Anclamos seguridades en el tener. Pero más que una cuestión contable de “inventario de pertenencias” es un estilo del corazón. Garfios en el corazón, aferrados, enganchados a veces a cosas no tan visibles, pero que –como la creatura Gollum- en secreto acariciamos y llamamos “mi Preciosura”. Sobre todo el propio Ego, no ya el sano y...
tracking img