Lenguaje y comunicacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1224 palabras )
  • Descarga(s) : 39
  • Publicado : 4 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL
SIMÓN RODRIGUEZ
NUCLEO LOS TEQUES

Lenguaje y comunicacion

FACILITADOR: PARTICIPANTES:
PAVEL VIZCAYA CORRALES GEINIS 20.746.893
JUARES ALEXANDRA19.123.586RICARDO

LOS TEQUES, 22 DE ABRIL DE 2010
La tradición europea se inicia y culmina, con una revolución verbal. La más radical fue la de Joyce, creador de un lenguaje que, sin cesar de ser inglés, también es todos los idiomas europeos.
Todos estos cambios se fundaron en otro: la substitución del leguaje poético o sea deldialecto literario de los poetas de fin de siglo por el idioma de todos los días, al fin de cuentas no menos artificial que el idioma de la poesía culta, sino el habla de la cuidad. No la canción tradicional: la conversación, el lenguaje de las grandes urbes de nuestro siglo. En esto la influencia francesa fue determinante. Pero las razones que movieron a los poetas ingleses fueron exactamentelas contrarias de las que habían inspirado a sus modelos.
En lengua inglesa la reforma tuvo una significación opuesta: no ceder a la seducción rítmica, mantener viva la conciencia crítica aun en los momentos de mayor abandono. En uno y otro idioma los poetas buscaron substituir la falsedad de la dicción poética por la imagen concreta. Pero en tanto que los franceses se rebelaron contra laabstracción del verso silábico, los poetas de lengua inglesa se rebelan contra la vaguedad de la poesía rítmica.
The Waste Land (El desierto) ha sido juzgado como un poema revolucionario por buena parte de la crítica inglesa y extranjera. No obstante, sólo a la luz de la tradición del verso inglés puede entenderse cabalmente la significación de este poema. Su tema no es simplemente la descripción delhelado mundo moderno, sino la nostalgia de un orden universal cuyo modelo es el orden cristiano de Roma.
A esta dualidad espiritual corresponde otra en el lenguaje. Eliot se reconoce deudor de dos corrientes: los isabelinos y los simbolistas (especialmente Laforgue). Ambas le sirven para expresar la situación del mundo contemporáneo. En efecto, el hombre moderno empieza a hablar por boca deHamlet, próspero y algunos héroes de Marlowe y Webster. Pero empieza a hablar como un ser sobrehumano y sólo hasta Baudelaire se expresa como un hombre caído y un alma dividida. Lo que hace a Baudelaire un poeta moderno no es tanto la ruptura con el orden cristiano, cuanto la conciencia de esa ruptura. Modernidad es conciencia. Y Conciencia ambigua: negación y nostalgia, prosa y lirismo.
Las guerraspúnicas son también la primera Guerra Mundial; confundidos, presente y pasado se deslizan hacia un agujero que es una boca que tritura: la historia. Más tarde, esos mismos hechos y esas mismas gentes reaparecen, desgastados, sin perfiles, flotando a la deriva sobre un agua gris. Este caos recobra significación apenas se le enfrenta al universo de salud que representa Dante. El significadoespiritual: no hay ruptura entre palabra y sentido. Eliot, en cambio, debe acudir a la cita y al collage. El inglés, como indica el crítico C. Brooks, tiene por tema la rehabilitación de un sistema de creencias conocido pero desacreditado.
Pound está enamorado de las grandes civilizaciones clásicas o, m{as bien, de ciertos momentos que, no sin arbitrariedad, considera arquetípicos. Los cantos son unaactualización en términos modernos, una presentación de épocas, nombres y obras ejemplares. Nuestro mundo flota sin dirección; vivimos bajo el impero de la violencia, mentira, agio y, chabacanería porque hemos sido amputados del pasado. Pound nos propone una tradición: Confucio, Malatesta, Adams, Odiseo. La verdad es que nos ofrece tantas y tan diversas porque él mismo no tiene ninguna.
El tema...
tracking img