Licenciada

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1048 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 18 de noviembre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
Cuando el congoleño John Shabani tenía 15 años, su padre le prohibió estrictamente ir a las orillas del lago Kivu. Decía que había una explosión de gas. Un día, Shabani se saltó la orden de su padre y se acercó al lago. Allí no había gas, sino que vio cómo se acumulaban cadáveres y cadáveres de las víctimas del genocidio de Ruanda. Y así empezó a cambiar su vida.
Antes de que comenzara laSegunda Guerra del Congo o la 'Guerra Mundial Africana' -como llaman al conflicto que más vidas ha costado en el mundo desde el fin de la Segunda Guerra Mundial-, Shabani y su familia tenían una vida africana moderna. Vivían cómodamente y ayudaban con sus recursos a familiares y vecinos, según cita este joven congoleño.
Ladislas Shabani Itumba, su padre, ocupó varios cargos políticos durante el régimendel dictador Mobutu Sese Seko. Según su hijo, a pesar de que no creía en el dictador, cumplió esta función porque le prefería a él antes que a una dominación extranjera.
Fue el alcalde de Bukavu, una ciudad del Este de la República Democrática del Congo (RDC), desde 1992 a 1996: cuando la mitad de la población de esta localidad fue asesinada.
La situación se recrudeció y su padre le dejó alcuidado de un amigo de Tanzania. Por su parte, el alcalde de la ciudad decidió permanecer en ella hasta el final.
El genocidio ruandés provocó tal avalancha de refugiados que el dictador Mobutu fue incapaz de resolver la crisis. El líder rebelde Kabila tomó el poder, pero tropas de Zimbabwe, Angola, Namibia, Chad y Sudán apoyaron una rebelión patrocinada por Ruanda y Uganda.

Cinco años después dedespedirse de él, Shabani supo que su padre había sido una de las personas enterradas en una fosa común con buena parte de los vecinos de la ciudad.

Shabani recuerda que una noche las Fuerzas Armadas de Zaire que les protegían les hicieron salir a todos de la residencia y tumbarse en el suelo a la orilla del lago Kivu. Los comandos disparaban en respuesta a los disparos que venían de todoslados.

"Un soldado se acercó a mí y me enseñó cómo reptar, desplazarme por la tierra y manejar un arma antes de dármela diciendo: 'Amigo mío, si la situación se pone difícil, puede que te obliguen a que te defiendas solo'".
Afortunadamente, los militares contuvieron el ataque y eso evitó para Shabani un destino común a muchos jóvenes congoleños: convertirse en niño soldado. Así logró huir andandoal país vecino, encontrando por el camino hambre, ataques y cadáveres, ante los que no es posible parar, "tienes que bajar los ojos durante meses".

Por lo que le contaron en su camino, sabe lo que le hubiera pasado si se hubiera enrolado en algún grupo armado: "Te obligan a matar. Ves matar delante de ti. Ves cortar cabezas. Te obligan a transportarlas. Te obligan a dormir junto a loscadáveres para quitarte el miedo. Te convierten en toxicómano. Lo hacen porque esto te da fuerza para cumplir sus deseos, los deseos de los que quieren dominar".

Finalmente John Shabani llegara al país vecino, al llegar se sentirá a salvo, pero eso no seria suficiente para el, por que cada noche pensaría lo que sucedió en su país, cada noche tendrá pesadillas y no entenderá por que vivir, pero un día selevantara en la mañana y se dará cuenta que no fue su culpa y que el nunca tuvo nada que ver, así que el ira a buscar un trabajo en el que pueda defender a las personas y para que pueda evitar lo que paso en su país, pero como no era de ese país lo obligaran a estudiar leyes y nacionalizarse, el asistirá a la escuela de leyes, donde aprenderá la historia de su nuevo país que el acogerá como suyo,empezará trabajando limpiando pisos en las oficinas de gobierno de ese país, pero esa será su elección por que el pensara que estando en esas oficinas podrá aprender mas del gobierno del país, se ira a recorrer el país para que el pueda conocer las costumbres y así el se sentirá mas ciudadano, pasara años trabajando en limpieza hasta que un día sus estudios habrán valido la pena, se titulara...
tracking img