Licenciatura

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2011 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de diciembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Tejo mi casa

Tejer historias hace latir el corazón

Tejer la historia como si el pasado, el presente y el futuro nos besan en los labios
entre sutil y guarango bien de lengua que nos pone hasta el último pelo de punta.
Tejer como abuela y guerrero, como nena enamorada como punga que le roba la guadaña a la huesuda, como un guiño de truco que solo ve nuestra pareja en el juego de andar enbolas por la vida, tocándole el culo a las estrellas, bailando el mar embravecido una zamba con un delfín, ser ése delfín, que le canta a la luna y a la profundidad con la misma humildad con que nace una criatura , a los gritos, diciendo presente, ahora, te quiero, puedo, silencio que aquí voy...

Tejer con la sangre de colores que salta la valla de las razas y los pelotudos, que se caga enelvaya vaya de los vagones del tren po po que no quiere ir a ningún lado, entonces tejer la maravilla de moverse, de hacer con la manito así, qué linda, qué linda chacarerita que la tierra dio 

Tejer con letras lo que la carne tatuó, si hace falta, sino tejer el silencio que nos quedó, tejer la alegría con la tristeza, la distracción con las reglas rotas, el reloj de arena con la sand ez, y lasdemás abecedarias, tejer la invocación al río oscuro que nos enhebra todas las agujitas que sentimos cuando alguna de nuestras partes se queda dormilona y de golpe, ¡despierta!

Tejer con cáscaras de duraznos el pulover de la primavera, tejer con carozos de nísperos, un castillo donde pasar el invierno, tejer con hojas de moras aquel preciso espacio adonde se acobijen y demoren nuestros secretos,antes de romper la cáscara y echarse a cantar, entre otras formas de despegar la fe y la paciencia vital

Tejerle una bufanda a lunares rosa y amarillo bonito a la que le robó el color a la luna, decirle bien gracias, y seguir como si ella no nos mirara de reojo, pero no haciendo como si no existiera, al reves, pedirle algunos de sus huesos más finitos, y sin vergüenzas, decirle con nuestro mejortono de hacernos los nabos: ¿me los prestás para seguir tejiendo un rato más?

Si les pregunta o pone alguna de sus caras de espanto, cosa que no podemos saber de antemano, respondan algo ingenuo del estilo: es para hacerle un calzón a dios, que anda quejándose que últimamente siente las bolas un poco frías... (o algo parecido) 

Qué les juego, que se saca alguno de los que le sobran del brazoy nos dice: tomá

Y ahí, sí... ¡a seguir tejiendo! Tipito

Imagínense un tipito.
Ojo, no uno cualquiera. Uno con bastante fuerza. Que está enterrado bajo toneladas de concreto, pavimento y tierra… situación que él nunca buscó; que le vino de regalo… tampoco sería decir la verdad.
Hace tiempo, no se podía mover demasiado. No se sabe porqué motivo, alguien (quien lo enterró) le dejó unacuchara sopera, como creyendo que, eso bastaba para las oportunidades; o por lo menos, para que el tipito entendiera, que a pesar de enterrarlo bajo tierra (mejor dicho, pavimento) le daba una oportunidad de escape. El tipo que lo enterró, después habrá reído a carcajadas, creyendo que, además de dejarlo ahí abajo a tantos metros, se había burlado como el mejor del pobre tipito enterrado, pensando en laabsurda idea (pues realmente lo era) de escapar con una cuchara sopera.
Pero el enterrador había olvidado la extraordinaria fuerza del tipito, y de su imaginación; y de cuánto se puede hacer con una cuchara sopera y un poco de imaginación. Y fuerza.

No… todavía no salió de todo ese concreto y pavimento que lo encierra; pero hizo tanto, en tan poco tiempo, después de despertar (pues estuvodormido durante muchos años), que ya está de pie; pudo estirar la piernas y moverlas; y no hablemos de sus manos, hace tiempo que dejaron de estar acalambradas; con ellas continúa la tarea. En su insistencia y en su manera de trabajar concentrado, se descubre que no va a parar hasta deshacerse completamente de toda esa dureza de piedra y brea…
Siente que sus manos sangran, a veces, pero no le...
tracking img