Los bienes temporales de la iglesia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1096 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LOS BIENES TEMPORALES DE LA IGLESIA

La Iglesia necesita y se sirve de bienes temporales para asegurar la consecución de sus fines, pues trabaja con hombres; por eso tiene el derecho natural de adquirir, poseer, administrar y enajenar los bienes temporales que necesita para los fines que le son propios, en especial el culto divino, las obras de apostolado y de caridad, yel honesto sustento delos ministros.
Los bienes que legítimamente adquirió le pertenecen bajo la autoridad suprema del Romano Pontífice, el cual, «en virtud de su primado de régimen es el administrador y distribuidor supremo de todos los bienes eclesiásticos» (c. 1273). Se consideran bienes eclesiásticos los bienes que pertenecen a la Iglesia universal, a la Sede Apostólica y a las personas jurídicas públicas de laIglesia.
El art. 98 de la Constitución Apostólica Pastor Bonus atribuye a la Congregación para los clérigos las funciones que “corresponden a la Santa Sede respecto a la ordenación de bienes eclesiásticos, especialmente a su recta administración”. Esta Congregación concede «las necesarias aprobaciones o revisiones; además, vela para que se provea el sostenimiento y seguridad social de los clérigos”.La misma Constitución regula la administración de los bienes de la Sede Apostólica.

Adquisición (cc. 1259-1272)

La adquisición de bienes temporales mediante cualquier medio justo se desprende de ese derecho natural de la Iglesia de poseer bienes, que comprende también la posibilidad de exigir de los fieles todo lo que es necesario para la consecución de su fin. Los obispos tienen querecordar a sus fieles la obligación fundamental de ayudar a la Iglesia en sus necesidades.
La Iglesia adquiere los bienes mediante ayudas que puede solicitar a los fieles según las normas que establezca la conferencia episcopal. La Iglesia puede recabar estas ayudas a modo de tributo sobre los ingresos de las personas jurídicas públicas, oído el consejo de asuntos económicos y el consejo presbiteral, ycomo tributos extraordinarios sobre las demás personas físicas y jurídicas; en concepto de tasas por algunos actos jurídicos (dispensas, certificaciones, etc.); como ofrendas por la administración de sacramentos y sacramentales; mediante cuestaciones o por la recepción de donativos.
Según sus posibilidades, las diócesis han de contribuir a las necesidades de la Iglesia universal: es unamanifestación más del vínculo de unidad y de caridad que las une a la Sede Apostólica.

Administración (ce. 1273-1289)

En el ámbito diocesano, se prevé la creación de un instituto especial para recoger los bienes y donativos destinados a la sustentación del clero de la diócesis (c. 281 § 1). Un fondo común sirve para retribuir a las demás personas que trabajan en la diócesis, para proveer a otrasnecesidades diocesanas y para ayudar a las diócesis más pobres. De ser posible, estos fondos se deberán constituir de acuerdo con el ordenamiento jurídico civil. Donde no esté organizada la Seguridad social, la conferencia episcopal debe tomar las medidas convenientes para paliar el problema.
«Corresponde al ordinario vigilar diligentemente la administración de los bienes pertenecientes a laspersonas jurídicas públicas que le están sujetas» (c. 1276 § 1). El derecho canónico supedita los actos más importantes de administración a la consulta del consejo de asuntos económicos y del colegio de consultores, cuyo consentimiento se requiere para aquellos actos definidos como de administración extraordinaria por la conferencia episcopal.
El Código detalla los requisitos para ser administradorde bienes eclesiásticos (debe cumplir su función como un buen padre de familia), y las obligaciones inherentes a ese cargo. Toda persona jurídica ha de tener su propio consejo de asuntos económicos, o al menos dos consejeros, para ayudar al administrador a cumplir su función.

Enajenación (cc. 1290-1298)

La Iglesia no tiene disposiciones propias en lo que se refiere a la enajenación de...
tracking img