Los comienzos del desarrollo mental

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2713 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Los comienzos del desarrollo mental: desarrollo de los instintos. Sexualidad infantil
Karina Arriaga Sámano
Sexualidad Humana

Freud sugirió la conveniencia de dos géneros de excitación: los estímulos externos y estímulos del interior del organismo.

Todas las percepciones, todos los estímulos sensoriales, ya sea que se originen dentro o fuera del organismo tienen un “carácter deprovocación”, provocan cierto impulso hacia la acción. La intensidad del impulso varía con los diferentes estados físicos del cuerpo. El alimento tiene como significado variable para el individuo, según este hambriento o satisfecho; esto vale también para los estímulos sexuales. Solo las condiciones físicas que determinan el impulso, el quinismo del cuerpo, y no los estímulos sensoriales, tienenderecho a la denominación de fuentes de los instintos. Toda percepción, sea interna o externa, da origen a cierto impulso hacia la acción.

Primeramente el instinto es explicado como “la medida de la exigencia que pesa sobre la psique a consecuencia de su vinculación con el cuerpo”; un estado urgente de tensión, producido químicamente y manifestado a trabes de un estimulo sensorial, tiene quehallar su descarga. Este concepto resulta muy esclarecedor, dado que se halla en consonancia con el esquema del reflejo como base de todas las funciones psíquicas y se advierte claramente que es este concepto de los instintos el que permitió al procoanalisis asentarse sobre una base biológica.

Freud llama al instinto “concepto limítrofe entre lo psíquico y lo físico”. Físico cuandoconsideramos la fuente del instinto y psíquico cuando examinamos la pulsión y los fenómenos psicológicos resultantes.

El fin de un instinto es su satisfacción y para ser más precisos, el acto estrictamente especifico de descarga que elimina el estado físico de excitación y origina, con ello, la satisfacción. El objeto de un instinto es aquel instrumento mediante el cual, por el cual, el instintopuede alcanzar su fin. La fuente de un instinto es el estado físico-químico del organismo a causa del cual un estimulo sensorial produce una excitación.

Los instintos sexuales fue el punto de partida para la primera clasificación de los instintos hecha por Freíd. Éste halló que los neuróticos se enfermaban por el hecho de reprimir ciertas experiencias, y que estas experiencias eran siemprerepresentativas de deseos sexuales. Las fuerzas en lucha contra los deseos eran angustias, sentimientos de culpa o bien ideales éticos o estéticos de la personalidad; estas fuerzas antisexuales fueron resumidas bajo la denominación de “instintos del yo”; ya que sirven al objetivo de la autoconservación.

No se concibe la represión como un conflicto entre dos grupos de instintos; el conflictoes más bien de carácter estructural. El yo rechaza ciertas exigencias del ello. Y partiendo del concepto de que el yo es una capa superficial diferenciada del ello, de ningún modo cabe sostener que el yo abrigue, con carácter de innatos, otros instintos que los que hallamos en el ello. Y aun así las energías instintivas del yo son tratadas de una manera diferente a las del ello, es fuerza suponerque el yo deriva su energía del ello y no contiene primariamente ningún otro genero de instinto.

La base clínica de la nueva teoría de Freíd es la existencia de la agresión. Las tendencias agresivas de toda índole representan una parte considerable de las pulsiones humanas. Manifiestan en parte, un carácter reactivo, es decir, constituyen la respuesta a las frustraciones. Hay otrasagresiones que parecen surgir en un terreno completamente apartado de la sexualidad, el enigma del masoquismo, el echo de que en determinadas circunstancias el principio que habitualmente orienta la conducta humana, el principio del placer, parece ser opuesto de lado, para dejar aflorar a primer plano tendencias autodestructivas. Además de esto el masoquismo y el sadismo, desde el punto de vista...
tracking img